Capitana Marvel – Captain Marvel

Al parecer la RAE ha claudicado al feminazismo y ahora se puede decir capitán-a, que chirría que no veas y que no aporta nada al idioma, ya que quien crea que decir capitán era machista, tiene serios problemas mentales que quizás se podrían solucionar con uno o varios tiros de gofio. El español parece ser el único idioma que hay que rescribirlo, las holandesas, que están a milenios luz en avances respecto a las españolas, no se han planteado ni están interesadas en complicar la lengua añadiendo femeninos a los sustantivos y fascinantemente, logran mucho más en otros asuntos y no hay la percepción de Sanedrín de cuatro pencas rabiosas que se siente tan claramente cuando uno lee noticias españolas, país en el que el partido comunista de come-mieldas más rastrero del mundo, grita y acusa a todo el mundo y no tiene ningún problema cuando su supremo líder se deshizo de los que podían quitarle la silla y puso de número dos a la pelleja que se folla y que cada vez que abre la boca, todos sabemos con certeza que la caga, que eso más bien parece un orto superior. En fin, que tenemos una nueva película de superhéroes que por supuesto salvan como siempre el mundo y esta se llama Captain Marvel, salvo en España, que la llamaron Capitana Marvel.

Una julay desbaratada se pone una lycra y ya se cree que tiene los mismos poderes que cualquier hija de jinameña y chica, no es asín.

Allá vamos otra vez. Ahora resulta que no teníamos suficientes super-héroes y viene una pava a la Tierra que debe un aciema en las manos o algo chunguísimo y en vez de la lefa del Spider-man, esta lanza unos rayos y truenos y encima tiene un problema de memoria y no se acuerda de nada. La cosa es que la pava como que tiene memorias de la Tierra en el subconsciente o algo así y por eso viene al planeta y monta un pitote según entra, allá por los noventa. Después se cree Tom Cruise y se hace un Top Gun solo que ella es mala como piloto y termina juntándose con un totorota de S.H.I.E.L.D y adopta una bestia diabólica, un gato que es más bien como una hierba mala o truscolano. Por donde pasa esta pava queda un estropicio que no veas. Lo malo es que no muere y acabará en la próxima película de los Vengadores, sobre todo ahora que se cargaron a la mitad del elenco en el final de la anterior.

Para ser una película de orígenes, esta es más bien de las aburridas. En realidad nunca me llega a quedar claro que la pava esta nos haga falta para nada y tampoco resulta interesante el ver la historia de como comenzó a trabajar de super-héroe en el extraradio de la galaxia, que ella en la Tierra no opera después de la malísima experiencia que tuvo pilotando cazas gringos. Si te quedas hasta el final-final de la película, allí, en esos treinta segundos, enganchan a la pava con la trama de los Vengadores. Alternativamente, si te cuelas en la sala durante los títulos de crédito, verás la parte importante y te puedes ahorrar el resto que no aporta nada. Como película de superhéroes esta resultó aburrida, hubo un momento, después de la primera hora, en el que casi me da un jamacullo y me duermo con tanto trauma y tanta debilidad y ñoñería, que la pava es como muy ñoña y eso termina por cansarnos. Particularmente hubiera elegido a una actriz culturista o a un travelo para hacer el papel ya que resulta aún más difícil de creer que Brie Larson tenga lo que hay que tener. Lo mejor para mí fue el homenaje a Stan Lee con el logo de la Marvel al inicio y su cameo, ambos momentos muy entrañables.

Si eres un miembro del Clan de los Orcos, esto lo irás a ver con la manada al completo y hasta con las hembras y aullaréis en el cine como si fuera una noche con luna llena y tu eres un lobo-hombre a punto de parí. Si eres un sub-intelectual con GafaPasta, la distancia mínima de seguridad con las salas en la que la están poniendo es de ciento sesenta y dos metros.

Una respuesta a “Capitana Marvel – Captain Marvel”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.