Coro de la igreja da Madre de Deus

El Museu Nacional do Azulejo es una de las sorpresas que guarda Lisboa. Dicen que es el mejor del mundo para este tipo de arte. El museo está ubicado en un antiguo convento e iglesia y si el museo es alucinante, los edificios que lo hospedan están a la altura. Está un poco fuera del circuito del centro de la ciudad y para llegar hay que ir en taxi o en guagua desde la estación de Santa Apolonia. Cada sala del museo te deja con la boca abierta y flipando con unos azulejos tan bellos y con tanta historia. Cuando entras a la iglesia ya alucinas por un tubo porque es pequeña pero tiene tanto oro que parece una caja fuerte y de la misma manera, el coro de la misma, situado en la planta alta, tiene las paredes empapeladas de arte y un suelo de parqué fabuloso. En esta sala es donde las monjas escuchaban la misa mientras permanecían escondidas del populacho ya que eran de clausura. Añadiré una foto con un conjunto de azulejos mañana. Este edificio está declarado Monumento Nacional y repito, si tienes tiempo durante la visita a la ciudad, deberías pasarte por allí. Los domingos por la mañana la entrada es gratuita.

Una respuesta a “Coro de la igreja da Madre de Deus”

Comentarios cerrados.