Cúpula del Reichstag

Cúpula del Reichstag

Cúpula del Reichstag, originally uploaded by sulaco_rm.

El Reichstag es la sede del parlamento alemán, conocido como Bundestag. Me costó como minuto y medio comprender el concepto porque soy lento de pensamiento, palabra y obra pero al final lo terminé captando. El edificio en sí mismo se llama Reichstag y el parlamento como institución Bundestag, aunque en sus orígenes Reichstag también era un parlamento pero de otro tipo. Suena complicado pero no lo es.

Cambiando de tercio, después de la destrucción de la Segunda Guerra Mundial quedó muy mal situado cerca de la frontera entre las Alemanias y como la capital de ese lado fue ubicada en Bonn, como que no tenía mucha utilidad. Así y todo lo reconstruyeron y lo dotaron de esta soberbia cúpula, una preciosidad que es obligatorio visitar. La entrada es gratuita y lo único es la cola que hay que hacer y el control de seguridad que se debe pasar, de esos con dedito en el culete y similares. Las buenas noticias son los horarios, ya que abre de 8 de la mañana a diez de la noche con lo que oportunidades para verlo hay muchas. A través de unas rampas se sube a la parte superior y desde allí la vista de la ciudad corta el aliento. La estructura central está llena de espejos que crean múltiples unidades de uno formando un ejercito de mini-yo.

Si quieres ver otras fotos del viaje a Berlín las puedes encontrar en el álbum de fotos de Berlín y si quieres leer el relato de dicho viaje, comienza en Diario de Berlín, el prólogo

4 opiniones en “Cúpula del Reichstag”

  1. Si sólo tardaste minuto y medio, eres rápido, Sulaco.

    A mí, la cupulita elíptica de Norman Foster (el, creo que, ex de Elena Ochoa) encima del Reichstag no me convence mucho. Me gusta más los que he visto en fotos antiguas, como ésta, aunque sí creo que es toda una experiencia subir.

    Cuando subí era Febrero y no llevaba ropa de abrigo. Los amigos con los que esperaba en la cola me preguntaban si no tenía frío. Con un gradito sobre cero, la única respuesta posible es ‘sí’. Un frío de cojones.

    Además medio llovía y arriba estaba mojado. Todo mojado. Creo que están en pleitos por problemas de filtraciones de agua.

    Pero la vista y ver desde arriba los asientos del parlamento no se paga ni con Mastercard. Es una pena que no puedas tirarles nada desde arriba. Todo está cerrado con vidrio. Ya se sabe: vidrio = transparencia = democracia. Y una mierda. Vidrio = puedes ver, pero de aquí no pasas.

    Por cierto, los espejitos esos tan divertidos, que son como un embudo, están para meter la luz que pasa a través de la cúpula en el interior de la sala.

  2. No hay color. La cúpula ahora es más pachanguera, más lolaila. Yo en los espejos me dediqué a hacerme fotos de autorretrato en plan artista y algunas fotos con mis padres que han quedado muy chulas.

  3. Ahí dentro debería estar yo, en una cúpula de dioses. Brindemos, brindemos por el tesoro perdido, que regresó con todo su esplendor de la mano de un alma magnánima 😀

Comentarios cerrados.