Dentro de la Casa del poeta tragico

Dentro de la Casa del poeta tragico

Entre las cosas que te cuentan y no te crees y que revientan tus conceptos trascendentales del universo y del más allá y el más pa’cá, tenemos en Pompeya la Casa del Poeta Tragico de la que hoy vemos el interior. Con ese nombre ya uno se barrunta que el colega era la alegría de la huerta pero el flipe máximo está en la calle, en la acera, en donde había un mosaico que decía CAVE CANEM o OOOOOOJITO CON EL PERRO y que además tenía un perro en el mismo por si eres truscolán de mierda y no sabías leer latín, lengua superior a la bazofia que se inventó esa gentuza inferior. La casa es pequeña para el tamaño de otras en la ciudad y el nombre se lo dio uno de los mosaicos que se descubrieron en la misma. El interior de la casa ha sido restaurado para que podamos ver la gran calidad de vida que tenían los pompeyanos en aquella época. Los mosaicos en el suelo eran preciosos.

6 opiniones en “Dentro de la Casa del poeta tragico”

  1. darliz, a mi me va genial con el Samsung, ya se que el comequesos canario los odia, no le hagas ni puñetero caso, la relación precio calidad funciona 🙂 y a los pobres nos saca las patas del barro perfectamente… 🙂
    Besos y salud

  2. Mi madre tiene puesto uno de alarma conectada y alarma no tiene, pero tiene un mastín leonés de 80 kg. con una mala hostia que fijo que los ladrones preferirían la alarma.

  3. Virtu, los mastines leoneses son una preciosidad, uno de mis preferidos, no tengo uno porque para mantenerlos hay que tener una buena pensión, que no es mi caso 🙂
    Tambien tengo esa alarma en el teléfono, o será parecida, solo por eso merece la pena, da una cierta tranquilidad de que le de a uno un yuyu, se quede gilipollas y no pueda explicar como llegar a mi parcela ya que les da las coordenadas de mi ubicación automáticamente al 112… 🙂
    Besos y salud

  4. Genín, lo único que sale caro, pero no porque sea un mastín, sino un perro en general, son las vacunas, chip y desparasitización cada cierto tiempo. En comida no gasta un cagao, mi madre compra sacos de esos de 50 kg. y le duran una purriada de tiempo.
    Lo de la alarma esa del teléfono que manda la ubicación está genial, sobre todo si vives en medio rural, porque a los de emergencias no te vas a poner a explicarles en medio de una crisis como tienen que girar a la derecha en la casa de piedra y luego subir un ratito hasta que vean un camino… bla bla bla.

  5. Virtu, yo he tenido una mastina leonesa, preciosa, “Lola” me la envenenaron, si vieras a todos los vecinos de la urbanización llorar su pérdida, fueron los del ayuntamiento de Avila los muy HDLGP se liaron a tirar carne envenenada indiscriminadamente por doquier y murió hasta el apuntador, anda que no lloré yo ni nada… 🙁
    Y salia carilla, aun comprando esos sacos…
    Si, yo no se que tal funcionará la alarma, pero le da mucha tranquilidad a uno, siempre estoy tentado de probarla pero me da cosa… 🙂
    Besos y salud

Comentarios cerrados.