El día del viaje en barco entre el Nido y Coron

La saga de vídeos comenzó en Los vídeos del comienzo del viaje y el primer día en Dubai y el relato del viaje sin fotos comenzó en El salto a Dubai que comienza las vacaciones

La de hoy es una anotación multimedia en la que no habrá vídeos por circunstancias de la vida que la hicieron así. Aquellos con memoria elefantiásica recordarán que cuando narré lo de Desde el Nido a Coron ya fue un relato minúsculo dado que ese día no hice mucho. En realidad fue darme un madrugón de escándalo, ir en un barco rápido (relativamente) desde el Nido a Coron y el resto del día lo pasé recuperándome del palizón y pajariando. Aún así, tengo tres fotos para compartir.

Montenegro Fastcraft

Hay creo que tres o cuatro compañías dando servicio a la línea entre el Nido y Coron pero solo Montenegro Lines ha puesto un barco en condiciones y rápido. Hay una compañía con un barco grande que hace la ruta en unas ocho horas, hay un par de compañías que tienen unas falúas de estas filipinas con los palos por los lados para darles flotación y que hacen la ruta entre cinco y nueve horas dependiendo de la mar y como no tienen cabina, ahí te lo puedes pasar bomba con mal tiempo y después está la versión de puro lujo Merilléin que es la que elegí yo en el barquillo de la foto y que tiene una capacidad para unos cien julays.

Interior del Montenegro Fastcraft

El interior es fastuoso y hasta parece la cabina de un avión pero de los de antes, de cuando las azafatas de liberia aún no habían cumplido cuarenta años o hace por lo menos tres décadas de eso. Tienes una butaca rumbera, hay telelevisión y eso que se ve por la parte del techo en el lado de la derecha no son compartimientos para poner el equipaje de mano. Noooooooooo. Eso son los aparatos de aire acondicionado que convierten la estancia en un refrigerador de frío con escarcha de la rica y que si te toca en el asiento sobre el que cae el aire, ya te puedes poner un polar sobre dos pullovers porque no hay manera de regularlo. Sobre mí había otra de esas máquinas y el aire le caía al que iba sentado al lado mío, que salió moreno del Nido y llegó azul a Coron.

Chop Suey Filipino

Esa noche regresé a un viejo conocido, el restaurante Lolo Nonoy y me jinqué un plato de chop suey filipino que estaba de que te cambas. De los varios restaurantes que probé en mi primera estancia en Coron, ese fue el que más me gustó y en esta segunda visita me limité a acudir a cenar allí todos los días.

Esta anotación es como de descanso ante lo que está por venir, una traca con vídeos épicos, legendarios e interminables bajando a pecio tras pecio de barcos japoneses hundidos en las cercanías de Coron durante la Segunda Guerra Mundial.

3 opiniones en “El día del viaje en barco entre el Nido y Coron”

  1. A ver si esta vez hay suerte y se ven esqueletos, aunque lo guay del Paraguay seria que tuvieran algo de carne con gusanos y ver a una pleyade de peces como se los comen, pero claro, si son de la guerra ya hace demasiado tiempo, carne ya no quedará 🙁 pero a lo mejor hay un barco filipino de esos de turistas que se hundió recientemente, que haberlos los hubo, según las noticias de la tele de acá… 🙂
    Salud

  2. Y hablando de tortugas muertas, la foto que nos encanta a tus dos supremos comentaristas de siempre, la de la tortuga en la playa, ¿ha salido del ránking? Creo que en el último no salía…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *