I love Google

La gente de Google no deja de sorprendernos con chorradillas útiles. Yo creo que ya no podría vivir sin Gmail, que en un año se ha convertido en mi cuenta de correo principal, cuenta que sincronizo con mi Thunderbird, en donde guardo copia de todos los correos. No he vuelto a hablar del Google Desktop Search, pero he de decir que la versión definitiva es EXCELENTE y le da de bofetones a las otras alternativas. Por descontado, tengo todo mi equipo en casa indexado hasta el infinito y más allá y es que sigo sin creerme lo rápido que encuentro las cosas ahora, después de toda una vida de búsquedas miserables con las patéticas herramientas que venían con el sistema operativo.

Lo último de esta gente es el Google Search History. Es lo más. Ahora tengo un historial de todo lo que busco en Google tanto en casa como en el trabajo, vinculado a mi cuenta de correo en Gmail. Ya no tengo que mandarme correos para recordarme las cosas, me voy al historial y no sólo veo las búsquedas que he hecho, sino los enlaces en los que me decidí a hacer clic.

En definitiva, si aún no lo estáis usando, dejad de tocaros los mondongos y activarlo. Y si alguien, por alguna misteriosa razón no tiene cuenta en Gmail, que lo diga, que todos tenemos cincuenta invitaciones y estamos más que dispuestos a regalarlas.