La colonia mágica

La colonia mágica

La colonia mágica, originally uploaded by sulaco_rm.

Siempre se habla de los milagros de esta santurrona o aquel monseñor fundador de mafia de libro bestseller y nunca de los verdaderos milagros, esos que nos dejan sin habla y que suceden en nuestras casas y más concretamente en nuestros fastuosos baños.

En el mío el milagro comenzó en el año 2003 cuando me regalaron una botella de colonia Carolina Herrera tamaño garrafón. Por si aún hay alguien que no lo sabe, yo siempre he sido fans de esta colonia y la he usado durante años, meses, semanas, días, horas, minutos y segundos. Desde ese 2003 cada mañana tras la ducha me rociaba con unos vapores celestiales procedentes de la botella y así, día a día, llegamos al 2004 y siguió pasando el tiempo y tomamos las uvas del 2005 y a mí ya me empezaba a mosquear la cosa porque aquello no parecía acabarse.

No le volví a dar importancia hasta el año 2006, cuando celebramos los tres años de garrafón de colonia y por primera vez comprendí que estábamos ante un milagro, uno de esos de los que no se hablan pero que son reales. Por si no fuera bastante llegó el año 2007 y en su cuarto aniversario la colonia empezó a desaparecer pero por culpa del efecto invernadero y el calentamiento climático de mi casa con la calefacción y aún así, no se acabó hasta finales de noviembre del 2007.

Casi cinco años para un bote de colonia y ahora que no lo tengo me siento como huérfano y puesto que no me gusta comprar colonia me pregunto si algún ser de bien que viva en las Canarias, lugar en el que se compran estas cosas a precios de mearte de risa, tendrá a bien el regalarme mi nuevo bote de colonia Carolina Herrera para los próximos cuatro o quizás cinco años y lo puede hacer o con la excusa de los Reyes Brujos o de mi cumpleaños, el cual os recuerdo es la víspera de Reyes.

Una respuesta a “La colonia mágica”

Comentarios cerrados.