La reina Victoria y Abdul – Victoria And Abdul

Victoria And AbdulQuiero recordar y recuerdo que en alguna ocasión había visto el trailer de la película que voy a comentar hoy, pero como que me la traía al fresco y era de esas que pongo en mi lista para ir a ver si me cuadra y así resultó, quería ir al cine y lo único que no había visto y que ponían a una hora conveniente para mí era Victoria and Abdul y por eso la fui a ver. En España se estrenó hace cosa de una semana con el título de La reina Victoria y Abdul, aunque seguramente el título que tenían en mente era el de La reina Victoria y el moro-mielda y presunto terrorista islámico Abdul de ascendencia truscolana, de esos que saben como organizar referéndums democráticos y cráticos y hasta teocráticos.

Una julay reina más vieja que Matusalem se encoña de un morillo después de enterarse que la tiene como un caballo, de grande y de gorda o algo así

La Reina del Reino Unido desde antes de siempre recibe a lo que cree que es un indio de regalo pero resulta que es más bien un moro pero de los de lo que ahora sería Bangladesh o Pakistán o vete tu a saber. Rodeada de víboras y bordes, la reina se encoña con el chamo, que tiene una lengua más eficiente que la bayeta de Don Limpio y le lame el culo que no veas. El tío adquiere bastante poder en la corte, se trae a su familia a Londres, vive una vidorra que no veas y como en el cuento de la cigarra y la hormiga, como que no va guardando para cuando se le muera la vieja y lleguen las vacas flacas.

Al parecer esto está basado en eventos irreales o casi-reales pero como si dijéramos, no queda muy claro ni muy obscuro. La cosa es que según dicen, el hijo de la reina, cuando la vieja la palmó, borró todo rastro del moro y ordenó que se le eliminara de la historia. La película es espectacular en lo de mostrar a una reina antiquísima que mueven como a una Rosaura en un internado de niñas y la menean de aquí para allá sin que ella tenga mucho que opinar al respecto. Cuando el Abdul le dora la píldora, la viejilla se emociona hasta la última de sus menopausias y se enrala toda con el morillo, que más tarde se trae a su mora emburkada desde las uñas de los pies hasta el pelo de la coronilla pasando por la pipa del coño. La interpretación de Judi Dench es épica y no me extrañaría que la nominen a los próximos Oscars. Bordó su papel, es sin lugar a dudas, lo mejor de la película. Por lo demás, la historia es demasiado repetitiva y el resto del elenco no está al nivel de la reina. Por desgracia, ella sola no es suficiente para convertir esto en un clásico.

No es cine para los miembros del Clan de los Orcos pero sí que es el tipo de cosa que atrae a las salas a los sub-intelectuales con GafaPasta. A mí me gustó pero no me asombró.

06/10

2 opiniones en “La reina Victoria y Abdul – Victoria And Abdul”

  1. Para ser un blog de comequesos lo has puesto muy español… 🙂
    Yo, que también tengo doble nacionalidad, se que solo los muy abyectos renuncian de verdad y por interés a su patria, se puede tener doble nacionalidad, pero la patria se lleva dentro hasta la muerte, aunque a veces, algunos gorilas desalmados te hagan pasar vergüenza ajena con sus violentas y desafortunadas actuaciones, que manera de dilapidar nuestra imagen y hacerles ganar puntos a los que no tienen razón, se necesita ser muy imbéciles, ineptos e inútiles, además de corruptos, que eso siempre han sido, y va a traer mucha cola, te lo digo yo… 🙁
    Salud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.