La semana pasada en Distorsiones

Llega la primavera y con el cambio de estación damos la bienvenida a las Distorsiones de primavera con nuevos colores y un aspecto más alegre en la bitácora. Además, ya se sabe cuál será el regalo de este mes. En abril tulipanes mil ?? así que si queréis una foto con vuestro nombre, tendréis que seguir el sencillo procedimiento explicado En abril tulipanes mil ??.

Estos días he recibido Chubascos de alabanzas, los cuales halagan, pero joden bastante porque vienen acompañados de marrones. Espero que salga el sol pronto y acaben estas lluvias. También he recordado viejas anécdotas relacionadas con el Folclore Nórdico que me han sucedido a lo largo de los años en este país. Fue en Una cuestión de servicio y en De bodas y divorcios.

Las fotos siguen siendo del Club de las 500. Estuvimos por Alemania y vimos Cúpula del Reichstag en el club de las 500 y la Puerta de Brandenburgo en el club de las 500, después pasamos por Washington D.C. y vimos La Casa Blanca, parte posterior en el club de las 500, saltamos a Irlanda y estuvimos en el Castillo de Dublín en el club de las 500 y desde allí pasamos por España y ascendimos en el Teleférico al Monasterio de Monserrat en el club de las 500. Esta semana seguiremos con una mezcla variada.

Hubo una nueva receta en la sección de Cocinillas. Se trató de un delicioso Salmón cocido con gambas y cuscús que deberíais intentar porque es sencillo de preparar y muy sabroso.

En cuanto al Cine, hubo una mezcla extraña con el drama bélico Defiance – Resistencia y dos basuras llamadas The Unborn – La semilla del mal y Bride Wars – Guerra de novias.

Así transcurrió la semana.

Actualización: Se me pasó añadir un par de gráficas con las estadísticas habituales.

Visitas en el primer trimestre del 2009

Después de siete trimestres consecutivos con un incremento de páginas vistas, ha habido tremenda perturbación en la Fuerza y en los tres primeros meses del año se imprimieron seis mil páginas menos. No creo que podáis imaginar el daño ingente que habéis causado a mi ego con vuestra negligencia. Por unos microsegundos pensé en cerrar Distorsiones, abrirme una cuenta en el tuiter y dedicarme a dejar cada media hora este mensaje: PUTA. Os garantizo que en dos meses tengo más mejores amigos que nadie en esa puta red para mongolos y descastados. Sin embargo, he decidido dar al mundo una nueva oportunidad y aunque la sangre me pide a gritos que lo deje, no lo haré.

También quiero que os fijéis en la tarta de los navegadores durante el mes de marzo:

Gráfica de visitas por navegador en marzo 2009

Una vez superada la distorsión provocada por el efecto pajéame del mes pasado, el denostado Internet Explorer recupera músculo y sube hasta el 65,51%, casi un siete y medio por ciento más. Mozilla Firefox, el navegador que deberíais estar usando pierde parte de lo ganado y desciende a un 28,24%, cerca de un siete por ciento de caída y Apple Safari, el navegador de algunos de los que hemos visto la LUZ, sube hasta el 2,92% lo cual prueba irrefutablemente algo que todos sabíamos y es el tipo de usuarios que no encontraréis en el pajéame. En cuarta posición el Google Chrome también renquea y desciende hasta el 1,82%. Finalmente merece la pena señalar que Opera, el friki-navegador de los cejijuntos, pierde casi medio punto y se sitúa por primera vez por debajo del uno por ciento, con un 0,97%. Ya sabéis que si eres capaz de sumar en hexadecimal, si preparas la lista de la compra en Borland C++ y te corres de gusto mirando tu reluciente torre tuneada y bien cargada de software ilegal, este es el navegador que has de usar porque hace todo aquello que ninguno de los otros hace, supuestamente más rápido y mejor.