La semana pasada en Distorsiones

Con una caló que no veas lo último que me apetece es ponerme a escribir pero aún así me las apaño para mantener el barco en marcha y con su rumbo habitual. Lo más interesante de la semana pasada fue El repudio, la ceremonia en la que confirman que mi única nacionalidad es la neerlandesa y pierdo la española. Visto el patio y los pájaros de cuidado que parece que gobiernan y dirigen España, quizás no ha sido una decisión tan mala. En Los puntos fuertes tenemos dos aspectos del carácter de mis amigos el Rubio y el Moreno que uso de cuando en cuando para solucionar problemas.

También aproveché la desgana y la falta de tiempo para colar un pequeño vídeo que hice en El mercado del queso en Alkmaar y en el que se puede ver a los portadores de queso haciendo su trabajo vestidos de folclóricos y cargando los palés con los quesos.

Los tetrarcas de San MarcosTorre dell’Orologio
Los Moros de la Torre dell’Orologio y el Campanile al fondoLos Reyes Magos en la Torre dell’Orologio
Allá al frente la Isola di San Giorgio Maggiore

Cumplí con mi reto personal y logré sacar cinco imágenes de Venecia. Comenzamos con Los tetrarcas de San Marcos y después vimos la Torre dell’Orologio y el resto de la semana lo pasamos dentro de dicha torre visitando a Los Moros de la Torre dell’Orologio y el Campanile al fondo, entramos en el edificio para visitar a Los Reyes Magos en la Torre dell’Orologio y acabamos mirando Allá al frente la Isola di San Giorgio Maggiore.

Tenemos una nueva bicicleta para mi particular colección de fotos de estos vehículos de locomoción. Se trató de una Bicicleta Edwards de piñón fijo que personalmente me parece un poco inútil. Tarde o temprano la añadiré al gigantesco álbum de fotos de bicicletas.

Para aplacar este calor tan grande me tomé una Cerveza Gulpener Ur-Pilsner, seguramente totalmente desconocida fuera del país y que juega con la idea de producto biológico que está tan de moda últimamente.

The PurgeThe InternshipThe SapphiresWorld War Z

Esta semana lo tenía complicadísimo para ir al Cine ya que el fin de semana tenía dos grupos distintos que venían a cenar a mi casa y quería preparar un menú escandaloso. Como hace tanto calor, me las apañé para ir al cine durante la semana y al final logré ver seis películas y como siempre, comenté cuatro. Comenzamos con la patética La noche de las bestias – The Purge, seguimos con una agradable sorpresa, Los becarios – The Internship, de la que me esperaba que fuera una mierda, continuamos con una película australiana muy interesante titulada The Sapphires y acabamos con la entretenida sin más Guerra mundial Z – World War Z, la cual es una horrenda adaptación al cine de un fabuloso libro. Sigo teniendo una reserva bastante saludable de películas con siete de las que aún no he comentado nada, con lo que por ahora seguiré con la rutina del fin de semana y acumularé fotos del Club de las 500 para el futuro. A estas alturas del año, ya he visto ciento diez películas y crucé ese hito en el 2012 a mediados de agosto con Los mercenarios 2 – The Expendables 2, en el 2011 fue a comienzos de septiembre con la patética película de Almodóvar La piel que habito, en el 2010 fue a finales de septiembre con Resident Evil: Ultratumba – Resident Evil: Afterlife, en el 2009 fue a mediados de octubre con Up, en el 2008 fue más o menos en la misma época con Eagle Eye – La conspiración del pánico y no podemos retroceder más atrás ya que en años anteriores no llegué a ver tantas películas a lo largo de todo el año.

Sigo sin actualizar Comida en fotos pero en el resumen semanal de esta semana sí que hay un montón de fotos de comida que quizás pase a formar parte de mi recetario y que pondré en agosto para asegurarme que algunos no se enteren … en el candelabro se me quedó una pavlova con moras negras y rojas que hice tanto el sábado como el domingo y en ambos casos no tomé fotos.

Aguacates rellenos de co´ctel de gambasHelado de queso gorgonzola
Ensalada CanariaEnsalada Canaria
Risotto de manzana y nueces con gorgonzolaAgua de pin?a y menta
Gazpacho de habasPaste´is de nata
Croquetas de risotto de manzana y gorgonzolaPastel de ara´ndanos azules con suero de mantequilla y limón
Croquetas de setas shiitake y puerroPretzel de azu´car de canela
Tempura de berenjenaPan de molde blanco
Gazpacho blancomagdalenas de chocolate
Guisantes con salchichas

Y así transcurrió la semana …

8 respuesta a “La semana pasada en Distorsiones”

  1. Yuuuuuoooooosssss… qué pasadaaaaa de comida ricaaaa… !!!! ¿Sobrevivieron los invitados? Te harían la ola como mínimo, no?

  2. Creo que en flickr he puesto alguna otra foto y también hubo tapas (queso y similares) a las que no me molesté en fotografiar. Toda la comida era FRÍA y todos salieron de mi casa cambaos.

    El menú del sábado fue:

    Aterrizando:
    – Agua de piña y menta

    Entrando en el tema:
    – Gazpacho de habas
    – Aguacates rellenos con cóctel de gambas

    Cogiendo velocidad:
    – Croquetas de risotto de manzana y queso gorgonzola
    – Croquetas de setas shiitake y puerro
    – Tempura de berenjenas con sirope de azúcar
    – Ensalada canaria

    Transición en el purgatorio:
    – Helado de queso gorgonzola

    A Cuatro metros y medio sobre el cielo:
    – Pavlova con moras negras y frambuesas (me salieron unas pavlovas enormes y riquísimas)
    – Pretzels con azúcar de canela
    – Pastéis de nata

    Para llevar:
    – Pastéis de nata.

    El menú del domingo fue una versión reducida pero similar. Quité los pretzels y cambié el gazpacho de habas por un gazpacho blanco e hice una nueva ensalada canaria. También hubo otros platos distintos pero se trataba de los que no cociné, como el queso. El domingo también se llevaron pastéis de nata para casa y estuvimos comiendo entre las 5 y las 10 de la noche.

    Las cervezas que elegí fueron Grolsch para los más ñangas, Leffe Blonde para hombres con pelo en pecho y Duvel para machos cabríos. Julandros y hembras optaron por vinos que trajeron ellos mismos ya que en mi casa no hay vino y si a alguien no le gusta la cerveza, le ofrezco agua del grifo.

  3. ¡¡¡Pero eso es un menú de boda!!! Bueno, hay bodas de etiqueta que se come peor… la verdad que todo tiene una pinta exquisita. Pavlova… qué ricoooo, no le sacaste fotos?

  4. Como yo soy de los que I don’t do weddings, no te se decir porque no recuerdo ni la última boda en la que estuve, pero juraría que se come poco. El objetivo era jugar con los aguacates y el queso gorgonzola y particularmente con los primeros, mostrar otros usos que pueden tener.

    Se me olvidó totalmente hacerle fotos a las pavlovas con moras y frambuesas, pero vamos, es como un suspiro de moya hueco y relleno con las susodichas. Eso sí, los cociné a una temperatura más baja y quedaron blanditos, blanditos, con lo que se podían comer con una cuchara.

  5. Yo no cocino para competir y no sigo ni ese ni ningún otro tipo de concurso. Llegué a la receta porque me la recomendó la secretaria del presidente y me pasó el enlace. Creo que para la próxima versión buscaré otra porque no acabó de convencerme.

  6. ¡Vaya gozada culinaria!… Estoy deseando tener el tiempo necesario para probar ese risotto de manzana y nueces; aún no he podido.

Comentarios cerrados.