Las crónicas de Narnia

Las crónicas de NarniaHace un par de meses comencé a prepararme para la llegada de la película The Chronicles of Narnia: The Lion, the Witch and the Wardrobe. Como cualquier español inculto que se precie de serlo, yo jamás había leído estos clásicos así que me lancé de lleno a las crónicas de Narnia y descubrí un universo bastante curioso. Estos libros fueron escritos por C. S. Lewis en la década de los cincuenta y mientras este hombre vivió nunca quiso que se llevaran al cine porque decía que sería patético ver a los animales hablando en pantalla. Imagino que con toda la tecnología que hay hoy en día ya no se habría opuesto a la adaptación que se estrena estas navidades. En lugar del tradicional libro con su tala de árboles, acumulación de polvo en estanterías y demás opté por la versión en audiobook (audiolibro) de la BBC, esa cadena pública británica que da ejemplo una y otra vez con sus productos de calidad. La BBC ordena los siete libros de los que consta la serie según la cronología de la narración y no en el orden en el que fueron publicados. Esto ayuda bastante ya que entras en la historia por el comienzo real del mundo y desde ahí sigues el curso natural de las cosas.

Los siete libros y la relación entre el tiempo en nuestro mundo y el tiempo en Narnia son:

En la edición de la BBC cada libro tiene unas dos horas de audio así que no se hacen pesados y están novelizados de una forma muy entretenida. Estaremos presentes en el momento en el que Aslan crea el mundo de Narnia y conjura a sus animales hasta la gran batalla final. Este tipo de literatura es siempre muy épica, aunque el hecho de haberlos escrito pensando en niños suaviza bastante la narración y nos ahorra quebraderos de cabeza. Los personajes son sencillos y uno se encariña con ellos fácilmente. También se ve que los chiquillos de antes eran más capaces que los de nuestros días a la hora de absorber información. Muchos de nuestros jóvenes adultos seguro que encontrarán pesados e intelectualmente difíciles estas historias que hace medio siglo eran devoradas por chavales de nueve años. Así nos va hoy en día….

las crónicas de Narnia han marcado la literatura infantil desde el momento en el que fueron publicados. Si estáis pensando en ir a ver la película, plantearos el leeros los dos primeros tomos y así llegaréis a la misma con dicho universo aún fresco en vuestra cabezota.

Siempre resulta complicado recomendar literatura fantástica a gente que no la haya leído, pero si tienes estómago para este tipo de obras seguro que la disfrutarás.
gallifantegallifantegallifantegallifantemedio gallifante

3 opiniones en “Las crónicas de Narnia”

  1. Pues yo tambien las he leido, hace bastante tiempo y, a veces, uso extractos en alguna clase para culturizar a mis alumnos que solo leen el The Sun o el Daily Sports.

  2. Al menos tus alumnos leen algo. Yo si tengo que señalar a todos los que conozco que no leen ni las etiquetas del papel higiénico no acabaría nunca.

  3. Lo penoso, es quedarse sólo en Las Crónicas de Narnia, (que considero espectaculares) y no leer el resto de sus libros, que daban cátedra a los religiosos de su época y seguramente alentaron a muchos en su camino hacia Dios.

Comentarios cerrados.