Libro de esclavos de la Plantación de Laura

Las plantaciones que lindaban con el río Misisipi eran grandes empresas que además de terrenos tenían esclavos, los cuales pertenecían a las mismas. Por eso, en cada una de ellas existía un libro en el que se anotaba el número de esclavos que existían, sus relaciones, si eran vendidos o si se compraban nuevos. El libro de esclavos era la bitácora de la plantación, el registro de su historia. Las vidas de esas personas sin ningún derecho quedaban registradas allí, de una forma fría y profesional.

Ahora sólo queda el libro como testigo de otra época y de otros usos.