Megamind

MegamindPara comenzar el 2011 elegí una película de animación en 3D que aunque se estrenó antes de yo marcharme de vacaciones, no la había visto porque nunca me cuadraban los horarios. En los últimos años hemos visto como este tipo de cine ha ido mejorando un montón y la calidad de las historias está a un nivel que ya quisieran muchas películas convencionales. La película que vi fue Megamind y en España también se estrenó durante las navidades con el mismo título.

Un julay poligonero quiere ser famoso a cualquier precio y cuando por fin lo logra, descubre que no le compensa

Un extraterrestre con superpoderes lleva dos años tratando de destruir a un superhéroe y apoderarse de su ciudad sin éxito. Cuando por fin lo logra se da cuenta que sin el otro para luchar y retarlo, se aburre y no merece la pena ser un villano. De alguna manera se enamora de una chica y crea otro superhéroe para tener alguien con quien luchar pero el nuevo le sale rana y tendrá que destruirlo.

Este tipo de películas juegan siempre con un guión muy dinámico en el que las escenas de acción se suceden alternando con momentos vagamente románticos ya que es cine para niños y no hay cabida a que el tipo le ponga la pierna encima a la chama. En este caso jugaron con la idea de un malo que en realidad quiere ser bueno solo que no lo sabe y con una chica a la que le van más bien los macarrillas. Como con casi todas las películas de animación que se han estrenado en el último año, la calidad del producto es increíble y el 3D se disfruta con gusto. Aunque la historia es entretenidísima y está muy bien hecha, hay momentos en los que todo es demasiado previsible y da más bien la impresión que es un refrito de películas anteriores y ahí es donde pierde un poco de fuelle. La otra cosa que personalmente no me gustó es que el malo es demasiado blandengue, algo que no le pega a ese tipo de personajes.

No me voy a enrollar más. Una película de animación, divertida y ligera para pasar un buen rato en el cine con los amigos o la piba.

08/10

Una respuesta a “Megamind”

Comentarios cerrados.