Mi hermosa y tupida alfombra verde

Césped

Césped, originally uploaded by sulaco_rm.

Hace tiempo que no comento nada sobre mi casa y lo cierto es que mi jardín es un ente vivo y activo que acapara parte de mi tiempo libre y tras unos años se ha convertido en la niña de mis ojos. Desde que compré la casa planeé el cambiar parte del jardín para poner más césped. Era una parte que la anterior dueña había llenado con los árboles de Navidad que iba desechando año tras año. Me ha tomado un tiempo deshacerme de todos esos árboles, ocho para ser más precisos, los cuales aún se pueden ver cuando uno mira mi casa desde Google maps. Tras su desaparición, la zona ha cambiado bastante y ahora tengo una hermosa y tupida alfombra verde de la que estoy muy orgulloso.

Quizás sea porque en Canarias el verde no es un color habitual en los campos y definitivamente uno no tiene la oportunidad de ver césped muy a menudo que siento una atracción muy intensa hacia el césped. Me encanta Irlanda, Holanda y todos los países que tienen un buen manto verde y no escatimo mimos con el de mi casa. Siempre tengo una sonrisa boba en la cara cuando estoy con la cortadora de césped ajustando el tamaño del mismo y me encanta el olor que queda después de cortarlo. A veces me tiro en el césped a disfrutar la paz del momento y espero comprarme una hamaca un día de estos para recuperar el sanísimo hábito de la siesta.

Hoy comenzamos este paseo por mi jardín con el césped, esa hermosa mancha verde que lo alegra.

4 opiniones en “Mi hermosa y tupida alfombra verde”

  1. Te comprendo muy bien, el césped es una de mis debilidades, tengo unos 400m2 delanta y alrededor de mi ranchito, es lo que tengo, me encanta y me basta.Puesde que para vivir en el campo en Andalucia, el verde para un asturiano, sea esencial.Salud

  2. Mi amigo el Rubio también tiene alrededor de 400 metros cuadrados, con la casa rodeada de agua y un embarcadero para una canoa. Siempre que el tiempo se presta y estoy de visita nos la pasamos corriendo con los chiquillos y tirándonos en el césped. Detrás de mi casa y directamente conectado a la entrada del jardín hay un parque con más césped y columpios para los enanos.

  3. Sulaco,

    Tiene una pinta estupenda. Casi no hay nada mejor que el olor a hierba recien cortada. Mi jardincín es más pequeño cosas de vivir en el centro, pero como es la Holanda profunda, no me puedo quejar que hay hierba por todos lados.

    Y como dice Genín, los asturianos necesitamos el verde, las montañas y el olor del Cantábrico. Tengo un mono…

    Por cierto, hay partes en las Canarias bastante verdes también, eso me sorprendió. Ah, y antes de que se me olvide ya llevo tres tandas de los lacitos de hojaldre, miel y leche condensada. Qué vicio, Dios mío!

  4. Sí, pero las partes verdes son en montaña y no es con césped. No hay comparación, aquí todo es verde.
    Los lacitos son un vicio. Yo hasta que no pierda el tripón que me creció en los Estados Unidos no pienso volver a hacerlos, pero al ritmo de cenas y salidas que llevo, como no me haga una dieta leididí no va a haber manera

Comentarios cerrados.