Movileos

Al hilo de lo que comentaba ayer, me pregunto que tipo de efectos secundarios tendrá la cultura del móvil. Aunque ya no podemos recordar los tiempos antiguos no hace tanto que disfrutábamos aquellas sesiones de cine sin teléfonos sonando y donde lo más molesto era el hijoputa con el puntero láser haciendo dibujos en la pantalla o el silencio que se podía sentir en multitud de lugares y como hablábamos con la gente que estaba a nuestro lado. Todo eso ya es historia. Ahora, mientras pedaleo camino de la estación con la Dolorsi creo que más de un cincuenta por ciento de la gente que adelanto o me cruzo llevan el teléfono en las manos y van hablando por el mismo o escribiendo y leyendo mensajes. Lo mismo sucede en el tren, en la terminal de llegadas del aeropuerto, en el cine, el teatro o en la sala de espera del médico. Es un virus que se ha extendido por todos lados. En España siempre me da la impresión que la gente es aún más ruidosa que aquí. No solo hablan por el teléfono continuamente, gritan para asegurarse de que escuchas sus conversaciones. En Nueva York también los podías ver por todos lados, como autistas que se concentran en un pequeño universo contenido en el teléfono.

Aquí y allá todos hablan conduciendo y los más facinerosos van por la calle gritando con sus auriculares bluetooth. ¿Hacia dónde vamos? … ¿Cuánto hace que compraste o te regalaron tu primer teléfono móvil? ¿Diez años? ¿Cinco? ¿Te das cuenta de la falta de educación que supone que estés con alguien y atiendas una llamada y te pases un cuarto de hora hablando con otra persona? Y qué me dices de las reuniones, estás discutiendo un tema y de repente alguien comienza a susurrar en su teléfono polladas a la zorra que le come el nabo sin rubor alguno. ¿Acaso no puede esperar hasta llegar a su despacho?

Quiero pensar que ya estamos tocando fondo y que la cosa no irá a peor. En Holanda han comenzado a crear secciones específicas en los trenes en las que se prohibe el uso del móvil para que aquellos que quieren disfrutar con el silencio o hablar con su acompañante no tengan que sufrir la intrusión de los otros. Aún no ha terminado la guerra contra los fumadores y ya tenemos otro enemigo a batir y este está aún más extendido. Dentro de diez o quince años, cuando tengamos gente que ha vivido un cuarto de siglo con un teléfono pegado a la oreja y lleguen a la mayoría de edad la primera generación de niños criados con un teléfono en el bolsillo veremos lo que sucede. Igual no pasa nada y el mundo sigue girando o quizás se descubra que los movileos han desarrollado circuitos electrónicos en su cerebro y pueden hablar telepáticamente entre ellos y quizás alguien sin escrúpulos y con espíritu empresarial desarrolle una red P2P usando el espacio vacío en los cabezones de los movileos para almacenar ficheros y mover información por todo el mundo sin que haga falta llenar las ciudades de antenas.

Yo ya he tomado partido por un bando, el de los que viven libres, sin tener que responder siempre, sin permitir que otros interrumpan mi vida con sus pausas publicitarias para contarte cualquier bobería.

16 opiniones en “Movileos”

  1. Lo de dejarte tirado en una cena me lo hizo el Chino en una ocasión. Estábamos en el Cartouche comiendo costillas y según nos las sirvieron le llegó una llamada de un colega y se marchó a la calle a hablar durante más de 20 minutos. Cuando volvió SE QUEJ? PORQUE LA COMIDA ESTABA FRÍA. Le dije que a la próxima, me marcho y no le vuelvo a hablar en 1 año.

  2. juassss, el otro día andaba yo comprando en un afamado centro comercial de Las Palmas city y siento como una pareja se acerca por uno de los laterales. En principio parecióme que mantenían una conversación normal, pero al poco me doy cuenta que ella parece contestar preguntas que él no había realizado. Entonces la miro y la veo con un auricularcito que supongo conectado a un telefonino.
    Lo primero y único que se me vino a mi compasiva mente fue “Pobre hombre”
    No hay nada peor que estar hablando cara a cara con alguien y que se te pongan a hablar por el móvil, me parece humillante y de una mala educación de campeonato.

  3. A mí también me parece que la dictadura del teléfono (móvil o no) es absolutamente insoportable. Pero es evidente que la culpa la tienen los usuarios, no el aparato, que es un avance formidable; yo creo recomendable emplearlo según mi criterio: no respondo llamadas cuando no se me pone en los cojones, sin más. Da igual que esté con alguien o que esté sólo en casa viendo la televisión y comiendo palomitas. No interrumpo absolutamente nada que me parezca mínimamente interesante por una llamada al móvil. Otra cosa es el trabajo, claro.
    Saludos.

  4. betreten, por eso el mío está en silencio o apagado. Cuando quiero y me conviene lo miro. Si ando entretenido con otras cosas, pues pueden pasar cuatro días hasta que me doy cuenta (el caso de este fin de semana que lo tuve apagado de viernes a martes).

    bishop, de esos veo yo un montón.

  5. Muchas veces ocurre que está con alguien y, de repente, te hace una pegunta absurda. La contestas y no se da por enterado. Ha cogido el móvil.

  6. Yo me muero de la vergüenza cuando tengo que llevar el teléfono del trabajo desviado al móvil (atiendo urgencias) y se me ocurre ir (yoquesé) a la peluquería por ejemplo, y tengo que ir con el teléfono del lavacabezas al secador o a donde me manden. Y lo peor es que suene y tenga que no solo atender, si no salir disparada. Debe ser por eso que cuando no tengo que llevarlo por obligación se me queda en casa o sin batería cada dos por tres. Lo odio.

  7. Hoy he encendido mi teléfono. Tenía un SMS. Le he mandado un correo al que me lo envió y lo he vuelto a apagar. Próxima operación prevista para el domingo o quizás el lunes.

    Off-Topic: En un momento de grato aburrimiento he alterado mínimamente los estilos de este tema. Debería volverse a ver bien en IE6 aunque las letras estarán muy próximas a los bordes y hay un pequeño salto entre la cabecera y el cuerpo principal. A Dios le pido que mande un pulso electromagnético que acabe con todos los ordenadores del mundo que tienen instalado IE6

  8. No me jodas Sulaco, si realmente dices ser quien eres y tener el empleo que tienes no dudo ni momentaneamente que cogas el celular y te pongas a discutir tu proximo proyecto empresarial en tu bicicleta o en la estacion del tren. El celular nos ha facilitado muchas cosas y en una cosa si concuerdo contigo: TENEMOS QUE TENER EDUCACION AL MOMENTO DE RESPONDERLE A ESE APARATITO; RESPETAR A NUESTRO ALREDEDOR Y CONSIDERAR SI ESTAMOS EN UN SITIO APROPIADO PARA RESPONDER. Pero si no concuerdo en tu manera de decir que el celular es solo un estorbo y que solo los julays los responden porque no es asi, el celular es una gran invencion y asi como usas la internet y el computador muchas personas pensaran que no son necesarias y tu las consideras parte vital de tu vida diaria.

    Saludos desde Mexico hasta los Paises Bajos

  9. Ni llevo encendido mi móvil privado ni acepté uno de la empresa cuando me lo ofrecieron porque entonces si estaba obligado a responder. A mí no me pagan horas extras así que cuando salgo de allí dejo de existir para ellos, lo cual en Holanda es muy normal. En la compañía anterior, Lucent, solía dejarlo en mi despacho al marcharme y lo volvía a usar por la mañana. Y el mío cuando está encendido es en modo silencio y con el buzón de voz desactivado porque tampoco escucho los mensajes. En 6 años en Holanda jamás he recibido una llamada de algún amigo español y dudo mucho que suceda. El correo electrónico es un medio perfectamente válido para localizarme. Y Skype también.

  10. No sé porqué pero sabía que trabajabas o habías trabajado en Lucent. (ahora es Alcatel-Lucent porque lo pone con un crute papel impreso pegado sobre el cartel original a la entrada de las oficinas)
    Si supieras que paso por delante mil veces y me digo que como vea a un chino le paro y le pregunto por ti!!! Bueno, y por él y sus teorías.

    Saludos

    ……Parecía que iba a nevar la semana pasada… pero nada. 🙁

  11. Moira, tú eras la que se iba a mudar a HIlversum hace unos meses. ¿Cómo te está yendo en la ciudad? ¿Ya has ido a comer costillas al Cartouche? Está cerca de la estación.

    Al chino lo podrás ver al mediodía los lunes, miércoles y viernes en el gimnasio de la calle Lorensweg o por la puerta de nuestra empresa, que estamos al final de esa calle. A la hora de comer, cuando caminamos, casi siempre pasamos por detrás de Lucent, por donde están el AH y el Hoogvliet. Voy con el Moreno, que el Chino dice que lo de caminar como que no es saludable. Y a mí y a la Dolorsi en la estación esperando el tren de las 17.44 o el de las 18.01

    En Holanda nieva en Marzo, al menos así ha sido en los últimos cuatro años.

  12. Soy yo la que se iba a mudar y se mudó a Hilversum hace ya 3 mesecitos. De momento todo bien, aunque esta semana con gripe he estado malisima maliiiisima.

    Aún no he ido al Cartouche pero se lo propondré a alguien para la semana que viene quizás. Hay buenos restaurantes aquí… habrá que ir provando. Mas que recomedarme alguno, dime cuales no ir porque no merezcan la pena.

    Tengo un amigo que trabaja el Lucent desde hace años, le preguntaré a ver si conoce a la super estrella canaria afincada en los paises bajos… a ver que me cuenta.

    Espero que sea verdad lo de que nieva en Marzo, aunque sólo sea un par de días me gustaría ver el bosque nevado, debe estar precioso.

    Y bueno, tu no te sorprendas si un día en la estacíón te saluda en perfecto castellano una morena… seré yo. La curiosidad me corroe y me hace hacer cosas que no debo.

  13. No vayas el miércoles o te topas con el equipo al completo. Voy con el Chino, el Moreno y al menos otro más para celebrar nuestra comida de Navidad, la cual hemos ido retrasando por diferentes motivos. El Cartouche no es un restaurante, es un Eetcafé.

    Otros lugares buenos para comer pueden ser el Jonghe Graef, de 3 Vrienden, el que está al lado del Jonghe Graef y según el Chino un argentino muy cerca del Kerkbrink (la plaza frente a la oficina de correos), creo que la calle es la Langestraat. En Havenstraat hay un Thai bueno y junto a este un griego malo y a su lado un hindú que hace unos años era imbatible pero al que no voy hace al menos dos y ya no sé si seguirá siendo bueno.

    En el mercado de los sábados hay un puesto de papas fritas que para mí son las mejores del universo. Me pasé cinco años yendo allí semanalmente a comprarme un Midel special met curry.

    Mi amigo el Rubio sigue trabajando en Lucent. De la gente española que yo conocía todos se marcharon así que no creo que conozca a tu amigo.

  14. Mi amigo es holandés, vamos de Hilversum desde que nació. Estuve en el fiestón que montaron por Sinterklaas en diciembre… vaya bodrio si no eres niño o padre bobalicón el cual previamente ya compró el regalo para que se lo diera el obispo este y los Pedros Negros en toda una parafernalia que montan en el comedor de la empresa. Por cierto, que disgusto… los Pedros Negros eran casi todo mujeres y tanto que dicen que vienen de Madrid, ahí no sabía hablar español ni uno.

    Hablando de fritangas y demás… Has probado alguna vez algo del puestecillo que se pone en el Groest (en la esquina de Apple) que pone algo así como churros españoles??? Nunca me gustaron los churros ni las porras… pero por probar.

    Gracias por las recomendaciones y lástima que el miércoles esté en Utrecht… si no iría a romper el encanto de la cena de “Navidad” al Cartouche.

  15. Lucent! anda jeje bonita empresa. Aún recuerdo su respuesta cuando les envié el cv hace ya años. Bueno es normal mi cv daba pena. 🙁

    Si al menos supiese un inglés medianamente decente… pero ni eso. 😡

  16. Moira, en todos estos años jamás he ido a una fiesta de Sinterklaas en el trabajo. ¡Es para gente con niños! Creía que Sinterklaas viene de Málaga, que es donde vive con sus Pies Negros. Nunca he comido churros en el puesto ese y por la pinta de la masa no me parecen muy auténticos,. Ya me inflo a churros cuando voy a España.

    Corsaria, era una bonita empresa. Aquí en Holanda se la cargaron con la crisis y malos ejecutivos.

Comentarios cerrados.