Mura aureliane junto a la Porta San Giovanni

Los romanos construyeron un gran imperio pero pese a todo sabían que a poco que te descuidas se te llena la ciudad de gitanos rumanos y por eso la amurallaron. Las murallas aurelianas las mandó levantar el emperador del mismo nombre alrededor del año 271. La muralla era enorme ya que protegía las siete colinas romanas, el Campo de Marte y su longitud era de unos diecinueve kilómetros. Aún se conservan más de doce kilómetros y se puede ver la muralla en varios lugares de la ciudad. Por suerte la siguieron usando hasta el siglo XIX (equis-palito-equis) y gracias a ello la mantuvieron en buen estado. El pedazo que vemos en la foto se encuentra cerca de la Archibasílica de San Juán de Letrán.

Una respuesta a “Mura aureliane junto a la Porta San Giovanni”

  1. En la piel de toro se descuidaron y se les llenó de africanos, pero para ser justos, hay que decir, que ya no mandaban ellos…jajaja
    Salud

Comentarios cerrados.