Nowhere Boy

Nowhere BoySi hay un grupo musical que ha despertado pasiones a lo largo de casi medio siglo y lo sigue haciendo hoy en día, esos son los Beatles. Han marcado nuestras vidas de múltiples maneras e incluso el más atontado de los jóvenes adolescentes actuales conoce varias de sus canciones y seguro que si se los nombras los reconocerá inmediatamente. Este fue también un grupo del que no solo disfrutamos de su música sino que su desintegración y todo lo que sucedió alrededor de ellos formó parte de nuestra cultura. En la película Nowhere Boy veremos los orígenes del grupo y el comienzo de la relación entre John Lennon y Paul McCartney. La película se estrena en España la semana que viene.

Un julay que dice que solo necesita amor anda desfogado tratando de encontrar una chichona a la que ponerle la pierna encima

Cuando uno piensa en los Beatles no se los imagina como seres humanos normales y mucho menos se puede creer que John Lennon era un joven solitario y algo rarito que fue criado por su tía porque su madre estaba medio chiflada pero de eso exactamente es de lo que trata esta historia.

Los comienzos del grupo más famoso de la historia fueron poco menos que casualidad. Un chaval se fijó que podía follar más fácilmente si tocaba en una banda y con ese sano objetivo monta una y de ese altruista gesto vienen algunas de las canciones más famosas de la historia. En el proceso de generación del grupo conocerá a un jovencísimo Paul McCartney entre ellos surgirá la amistad (y la envidia, el odio, la competitividad y muchas cosas más). John Lennon aparece como un chico bastante apaleado que fue criado por su tía, una mujer autoritaria y que parece disfrutar en amargar su vida y la de los demás y al que su madre le resulta una extraña algo inestable que donde hoy dice digo mañana dice diego. La música parece ser el único elemento que calma y arregla la vida de este chico y a través de la música conseguirá expresarse y de paso sacar partido e hincársela a cualquier pava que se le cruce.

La historia es muy intimista y está muy bien llevada, aunque tiene algunos momentos en los que se les fue la mano y que la hacen desmerecer un poco. Pese a todo, es de ese tipo de cine que no recauda mucho pero que gusta a aquellos que van a verla, gente que sabe lo que se va a encontrar en la sala.

Definitivamente recomendada si te gusta una buena historia sin efectos especiales ni diálogos incoherentes y quieres saber algo más de la vida de algunos de los mejores músicos que veremos en nuestra vida.

07/10