Runner, Runner

Runner, RunnerEl lunes teníamos un preestreno en los multicines de Utrecht a los que puedo ir tanto como quiero y como durante este fin de semana lo iba a tener complicado, opté por ir a ver la película. El trailer no parecía gran cosa, o por decirlo de otra manera, viendo el trailer te da la impresión de que es un telefilm, de esos que ruedan en dos tardes para rellenar horas de televisión con planos muy cortos, gente que vocifera y tramas más simplonas que simples. Parece que no me equivoqué. La película se llama Runner, Runner y creo que se estrenó en España el pasado fin de semana con el mismo título.

Un julay acarajotado se junta con el cuñao del Guaca y acaba más jodido que una puta del Barrio Rojo de Amsterdam

Un estudiante de Princeton ya talludito se juega sus ahorros en un casino online y los pierde. Como el colega al parecer es más inteligente que una babosa, descubre que lo han timado y se va a Costa Rica a cantarle las cuarenta al dueño del casino online, el cual lo contrata y lo manipula para que le haga sus chanchullos. El colega como es más bien tonto se queda acarajotado con la guita que le dan y prefiere no ver que en realidad trabaja para un criminal y sus manos están tan sucias como las del otro. En cierto momento el FBI lo amenaza y cuando todo comienza a desmoronarse, monta un plan para salir del embrollo.

El problema de esta película es que es mediocre hasta niveles vagamente soportables. No hay una historia original, no hay un elenco que te deje con la boca abierta y no hay nada que la haga resaltar de otras películas en cartelera. Gran parte del problema está en que Justin Timberlake no está a la altura y además de ser muy viejo para hacer de estudiante universitario, es que aburre y carece del gancho que enamora a la cámara. En lugar de actuar parece que recita las líneas que lee en una pantalla frente a él y recuerda a los presentadores de los telediarios. Ben Affleck obviamente pasaba por allí para recoger el cheque y tener algo de guita con la que pagarse sus putillas y sus vicios y no hizo absolutamente ningún esfuerzo por aportar algo de credibilidad al supuesto hombre malo y retorcido. Además, lo tuvieron que pillar después de pasar una semana en el norte de España y está como encochinado, como si se hubiera pasado el mes a base de fabadas y un tapón en el orto le impide soltar el gas que ha acumulado. El trío de patéticos lo completa Gemma Arterton, que vuelve a demostrar que una cara bonita no hace a una actriz. Esta pobre está consiguiendo un pleno de malos papeles y peores películas. La historia aburre y hay muy poco más que decir.

Con la que está cayendo, los miembros del Clan de los Orcos harían bien en guardarse el dinero de la entrada para futuros tatuajes y pitillos y para el resto, algún día la darán un domingo por la tarde en Telajinco o Antena Triste y la podéis combinar con una buena siesta.

04/10

3 opiniones en “Runner, Runner”

  1. sulaco, estás empeñado en que en el norte de España estamos gordos…. hoy no te voy ni a discutir, que estamos a lunes y no tengo ganas, si tal otro día ya…

Comentarios cerrados.