¡Shazam! – Shazam!

Ya es que hasta me cansa repetir una y otra vez lo cansados que estamos de películas de super-héroes, que esto es casi peor que una pesadilla en la que el inepto de Tolquien se pasa el día escribiendo libros que son todos igual de malos o peores que el Señor de los Julandrillos, con un montón de mariconas desquiciadas que corren de aquí para allá para encontrar el puto anillo que usa una de ellas para Dios sabe qué pecado mortal y truscolán. Lo único bueno de la de hoy es que organizaron una sesión Unlimited, solo para aquellos que tenemos abono de cine ilimitado y regalándonos comida y bebida y además en DosDé, con lo que hasta la he visto dos semanas antes de que llegue al cine. La película se titula Shazam! y en España como en casi todo el resto del mundo se ha estrenado este fin de semana con el título de ¡Shazam!

Un julay poligonero descubre su amor por las lycras rojas y la madre que lo parió es que lo mira y piensa que el hijo le salió no mariquita sino marikón, kón, kón.

Uno que no es huérfano pero al que su madre abandonó y acabó en el circuito de adopción de los huérfanos llega a una casa de esa de acogidas con una pareja rara que tiene un montón de niños descastados sociales. El chamo por circunstancias de la vida que quizás vengan a cuento acaba con unos superpoderes del copón solo que tienen el efecto secundario que cuando se le suben, se pone como un adulto de casi cuarenta tacos pese a no ser más que un pajerillo de educación básica. El chamo se divierte con sus poderes y tratará de encontrar a su madre para así llevarse un buen disgusto y todo esto mientras aparecen unos malos que por supuesto quieren destruir el mundo y él tendrá que luchar contra ellos.

Está super-mal que yo lo diga así que diré que Virtuditas me ha obligado a decirlo pero es que me divertí con la película, es más bien una comedia chorra en la que el festival de polladas no acaba nunca. Toda la coña de ser un super-héroe aquí es recochineo puro y duro y la falta de tono serio, de planos de esos dramáticos en los que la humanidad se tambalea y su final se acerca, se agradece enormemente. Esto es una película chorra sobre un superhéroe chorra que igual lo has oído nombrar o igual no, ya que en mi caso, lo único que recuerdo es que siendo niño una vez, una sola vez, leí un cómic sobre el tema y me pareció una pollada. De alguna manera lo único que recordaba es que eran como una familia pero aquí solo tenemos a uno de ellos, quizás porque se les acabó el presupuesto de lycras. Repito que Virtuditas me ha obligado a decir que me ha gustado y que pasé un buen rato con una película de la que no esperaba absolutamente nada, salvo por el paquete de cotufas y el refresco gratis.

Esto es cine para los miembros del Clan de los Orcos y haréis bien en ir a verlo, acompañados de vuestras hembras y hasta podéis llevar a los resultados de los bombos que les habéis hecho. Definitivamente, no es algo que atraiga a los sub-intelectuales con GafaPasta.

4 respuesta a “¡Shazam! – Shazam!”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.