Tres arriba o abajo

En verano y aprovechando las vacaciones en los Países Bajos les entra en ocasiones el frenesí del mantenimiento de las vías ferroviarias cuando se supone que hay menos pasajeros. Hace un par de años me tocó sufrir esto en carne viva cuando estuvimos tres semanas sin trenes entre Utrecht y Hilversum y en su lugar, pusieron guaguas. A mí no me pillaba del todo mal porque me subía en la guagua al inicio de la ruta y hasta me sentaba pero a cualquier julay de las paradas sucesivas, con suerte podía entrar en la guagua pero se tenía que quedar en el pasillo, de pie. Los guagüeros además no conocían las rutas y había días en los que dábamos vueltas y vueltas como tontos hasta que el cristiano conseguía dar con la ruta correcta. De esas tres semanas no quiero ni acordarme.

Este año, la movida es entre Hilversum y Amsterdam, con lo que a mi en principio no me afectaba, o eso creía yo, pero al suspender los trenes en esa ruta, han cambiado los horarios del tren que yo suelo tomar y además se llena hasta la bandera con la gente que viaja entre Amsterdam y Hilversum y que prefieren dar un rodeo en tren a arriesgarse con las guaguas, algo que entiendo perfectamente ya que si yo hubiese tenido esa opción, también la habría elegido. Así, esta mañana, antes de las siete, el tren parecía uno de los de hora punta, con lo que no quiero ni imaginarme lo que tuvo que suceder una hora más tarde cuando es realmente la hora punta. En el tren además me estoy encontrando con colegas de la oficina que normalmente hacen la otra ruta y que ahora, por circunstancias de la vida que están fuera de nuestro control, se ven tres semanas con el paseíllo por Utrecht. Un pequeño y molesto cambio que han hecho ha sido el de retrasar tres minutos el tren de ida a Hilversum, con lo que tengo que esperar un poco más y adelantar cuatro minutos el de regreso a Utrecht, lo cual me obliga a salir de la oficina tres minutos antes, aunque aún dentro de los diez minutos diarios que regalo a la empresa porque yo soy así de generoso y no quiero que digan que trabajo solo ocho horas.

Una respuesta a “Tres arriba o abajo”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.