Ya era hora

Desde tiempos inmemoriales es sabido que yo no participo activamente en la despreciable Red Social. No tengo cuentas ni en el CaraCuloLibro ni en el Tuiterota, no tengo amigos que las tengan, olvido enseguida a los que se pasan a ese Reverso Zarrapastroso y para no complicarme la vida, califico a todo el que está en alguna de esas redes de Comemielda y me quedo tan ancho. Desde tiempos inmemoriales también participo de otro tipo de redes más restringidas, más específicas y con un propósito más claro. Se trata de redes en las que te mandan encuestas que has de completar en un cierto periodo de tiempo y con las que ayudas a los profesionales del marketing a averiguar los gustos de los futuros clientes y acertar aún más con sus campañas. Creo que pertenezco al menos a tres de esas redes y es rara la semana en la que no gasto un cuarto de hora en completar el cuestionario. Lo comencé como forma de practicar el holandés ya que son muy iterativos y así aprendo vocabulario y después ya seguí por inercia y porque me entero de la existencia de un montón de productos antes de que lleguen a las estanterías de las tiendas o el supermercado. A veces te ofrecen muestras que te llegan a casa y pruebas esas cosillas raras y casi siempre decides que no merecen la pena.

En al menos uno de esos clubs tan elitistas y de los que nadie habla, me dan dos eurolos y medio cada vez que caigo dentro del grupo que están analizando y respondo a las preguntas y ellos me dan a elegir entre entregar el dinero a una organización supuestamente sin ánimo de lucro pero que pierde el dinero en administración o subvencionar mi propia vida e ingresar la modesta cantidad en mi cuenta bancaria, opción que es la que yo siempre elijo. En otra me dan puntos que canjeo por descuentos en mi factura del teléfono móvil o en mis billetes de avión y en la más activa al terminar el cuestionario te hacen una pregunta irrelevante y tienes que adivinar la respuesta correcta y el porcentaje de personas que acertarán esa respuesta. Siempre son cosas como:
¿Quién le comía el nabo a Alejandro el MazNo?
1. Angelina Yolies, también conocida como la Coneja de Beverly Hills, con esas bembas recauchutadas que tiene
2. La Princesa del Pueblo que para eso se torció la nariz
3. El Jaré Leto porque siempre ha sido muy de leche entera

Obviamente seleccionas la respuesta 3. y después dices que un 84,85% de las personas que respondan acertarán la respuesta.

Otra posible pregunta puede ser:
¿Cuál es la causa principal del descenso en el consumo de Coca en España?
1. Que la diñó la Carmina
2. Que los ayuntamientos ya no son lo que eran y los concejales ya no pueden tirar el dinero en putas y drogas como hacían antes de la crisis
3. La Alianza de las Civilizaciones porque ha traído a España mucha miseria

En este caso queda clarísimo que la respuesta correcta es la 1. y posiblemente acertarán un 78,23% de los encuestados.

La cosa es que llevo años jugando y mirando con envidia la lista de ganadores anteriores, gente que no solo supo la respuesta (la parte fácil) sino que en un golpe de suerte lograron averiguar el porcentaje y se llevaron la saca.

Hasta hoy. Hace un par de semanas hice una de esas encuestas y hoy me ha llegado un correo anunciándome que fui el Ganador y que pronto recibiré el cheque regalo por valor de cien eurolos que puedo gastar en la mayor tienda en la red que existe en los Países Bajos. Me emocioné tanto que inmediatamente me puse a escribir mi discurso de agradecimiento para la gran gala de los ganadores.

Qué emoción más grande. Llevo toda la tarde tarareando un trocito de la canción de Aída: Ya era hora ahora me toca a mí.