Categorías
Dubai Filipinas Holanda Manila

Volando de Manila a Amsterdam por Dubai

La saga de vídeos comenzó en Los vídeos del comienzo del viaje y el primer día en Dubai y el relato del viaje sin fotos comenzó en El salto a Dubai que comienza las vacaciones

No sé ni como pero por fin llegamos al capítulo final de la saga de vídeos y fotos que es la segunda con la que exprimí mis terceras vacaciones en las Filipinas, algo que me convierte en uno de los grandes expertos africanos y casi-europedos. Hoy nos centramos en el largo, largo, largo y casi larguísimo regreso a casa, el cual ya hemos leído todos varias veces en la anotación Un día entero regresando a casa. Por aquello de comparar decir que este año el regreso fueron solo diecinueve horas frente a las veinticuatro del año pasado. En la punta de abajo hay un vídeo pero antes de verlo nos paramos en un par de fotos.

Lago medio seco entre Irán y Turquía

Cuando estaba en el segundo avión, un A380, el mega-avión ese que tiene hasta dos pisos y un gentío qe no veas, volábamos como bordeando Irán pero sin llegar a meternos. La zona es de taquicardia con Irán, Irak y allá al frente, además de Turquía, Siria. En un punto determinado pasamos sobre un lago que está sequito de verdad y de ahí viene la foto. Toda la tierra que se ve a la derecha y a la izquierda de la imagen se supone que es parte del lago y la isla que está en el medio está prácticamente conectada a tierra.

Lelystad desde el aire

Cuando ya íbamos a aterrizar la aproximación la hicimos comenzando en Lelystad, lugar al que corresponde la foto anterior y que pronto conoceréis de nombre vosotros los pobres porque justo debajo de mi trasero está el aeropuerto que están ampliando y construyendo una terminal para que sea el lugar de los vuelos de bajo presupuesto, a sesenta kilómetros de Amsterdam y junto a una ciudad en la que el marroquí es un idioma más útil que el neerlandés y ni siquiera te cobran por robarte la cartera o apuñalarte. Un compañero de la oficina tiene su keli en la zona y le hice la foto para que se aspaviente y chulee como si fuera ahijado del Puma.

El vídeo de hoy es de unos seis minutos y medio y comienza con el despegue en Manila en un Boeing 777. Después tenemos el aterrizaje en Dubai, el despegue del mismo lugar pero del otro lado del avión y el fastuoso aterrizaje en Schiphol, en Amsterdam, pasando sobre el sureste de la ciudad. La música que suena es la fabulosa canción Money Changes Everything de Cyndi Lauper y el vídeo, si no aparece por ahí debajo, está aquí:

Categorías
Dubai

Los videos del día en el desierto

La saga de vídeos comenzó en Los vídeos del comienzo del viaje y el primer día en Dubai y el relato del viaje sin fotos comenzó en El salto a Dubai que comienza las vacaciones

Mi tercer y último día en Dubai lo reservé para tomar el sol durante el día y hacer un safari por el desierto por la tarde/noche ya que mi avión despegaba después de las dos de la mañana y así le sacaba partido a ese día. En el plan original me iba a ir a una de las playas de Dubai y echar allí unas horas pero al final, el hotel tenía una buena piscina y preferí quedarme en el mismo, básicamente yo solo ya que nadie más subió a la azotea del hotel para usar la poceta de agua celeste.

Por la tarde me recogieron, algo que podéis leer en la anotación Aventura en el desierto al atardecer y nuestra primera parada fue en un lugar en el que podías alguilar un quad para subir a una duna, o más bien a parte de la misma, ya que tienen una zona acotada y solo puedes usar las motos esas de cuatro ruedas allí. Se alquilaban por unos pocos minutos:

Dunas y julays en el desierto

En la foto, en la parte central a la derecha se puede ver la valla, con lo que lo mejor de la duna estaba fuera de la zona permitida. Por eso pasé y me limité a esperar los veinte minutos que nos dijeron antes de continuar y que camuflan como el tiempo que le toma al conductor para preparar los neumáticos del jeep quitándoles aire.

Desde allí fuimos unos veinte minutos en jeep por las dunas, algo que veréis en el vídeo que está al final. Hay decenas y decenas de jeeps en la misma zona y es básicamente un parque temático para este tipo de actividad. Está bien para vivirlo una vez en la vida pero nada más.

Dunas en el desierto en Dubai

Tras los veinte minutos paramos en el desierto para hacer fotos, como la que podéis ver sobre este párrafo y también hice algún vídeo que por supuesto veréis más tarde. Los vídeos más estremecedores están al final. Tras el paseo por el desierto nos llevaban como a una jaima en la que había una supuesta cena típica, pero sin las mochilas con los explosivos y habían actuaciones folclóricas de las cosas de la zona, aunque puedo confirmar y confirmo que el primer chamo que aparece en los vídeos no era árabe y hablaba con ellos en inglés y la chica también lo dudo. El primero daba vueltas y vueltas y vueltas y se quitaba y ponía cosas. Un agobio que no veas. Creo que estuvo como ocho minutos allí mareándonos a los espectadores. La pava comenzó toda tapada y con unos velos pero pronto vimos que tenía eso que se puede definir como DOS TETAS COMO DOS CARRETAS, una lástima que no hubiese una buena iluminación. Después cogió unos cuchillos de cocina dopados o quizás sables y los meneaba y tal y tal y en el segundo o dos segundos finales del vídeo se lo puso en las carretas … digo tetas. La música que lo acompaña todo es la canción Crazy Youngsters del clásico eterno Dando la nota: Aún más alto – Pitch Perfect 2. El vídeo está aquí:

El siguiente episodio de la saga está en El vídeo con el día de la visita al Doña Marylin y a la isla Gato en Malapascua

Categorías
Dubai

Vídeos del segundo día en Dubai

La saga de vídeos comenzó en Los vídeos del comienzo del viaje y el primer día en Dubai y el relato del viaje sin fotos comenzó en El salto a Dubai que comienza las vacaciones

Hoy llegamos a las fotos y los vídeos del día que visité La mezquita de Jumeirah, el Burj al Arab y otras cosillas, un día que recuerdo perfectamente porque al levantarme tuve como una iluminación místico-religiosa con ramalazo de Raticulín y me di cuenta que truscoluña no es nación, ni lo ha sido jamás y la suma de gilipollas y comemieldas solo produce grupos mayores de los mismos. Gracias a Dios que yo no sigo el horario Virtuditas porque mi primera parada fue en la mesquita de Jumeirah que es la única que pueden visitar los turistas y que solo lo pueden hacer a una hora determinada del día, al contrario por ejemplo que las mezquitas turcas o en Malasia en donde te puedes meter a noveleriar en todas.

Mezquita Jumeirah

Esta mezquita es la más famosa de Dubai y honestamente, por dentro es una caca y no merece la pena entrar a verla y además te cobran, aunque lo camuflan como una donación para no sé que cosa pero cuando una donación es obligatoria, eso se llama entrada en nuestro idioma ya que el concepto de donar es voluntario y yo jamás en la vida les habría dado dinero voluntariamente. Desde allí seguí hacia la Jumeirah Public Beach para ver el Burj Al Arab, playa y hotel que veréis en el vídeo.

Rascacielos en la Dubai Marina

Desde allí pasé por un centro comercial que tiene una pista de esquí en su interior, algo con mérito si tenemos en cuenta que en la calle había cuarenta y pico grados y después me fui hasta el Dubai Marina para darme un garbeo en barco, desde el que hice la foto anterior y un cutre vídeo en el que se puede ver el Burj Al Arab desde el agua y por detrás las siluetas de los rascacielos en la zona del Burj Khalifa. Ese día en lo relativo a fotos con el móvil o vídeos no dio para más. Todo está condensando en el vídeo que viene a continuación y en el que suena la canción Zombie Fight, compuesta por Ilan Eshkeri para el fabuloso y maravilloso clásico Stardust – ¿Qué hacen las estrellas? El vídeo lo podéis ver también aquí:

El relato continúa en Los videos del día en el desierto

Categorías
Dubai

Los vídeos del comienzo del viaje y el primer día en Dubai

Una tradición tan grande como la vida misma es la de dejar pasar unos meses desde que acaban mis vacaciones y después revivir las mismas mirando los cutre-vídeos que hago por el camino. Este año no iba a ser menos y aunque me he dejado ir, más que nada por la pereza de editarlos y sudar tinta con el puto iMovie de la manzana mordida, que ahora le ha dado por hacer lo que le da la gana, finalmente me he puesto, aunque no puedo garantizar que vengan todos de un tirón ya que hay un montón. Esta vez he añadido un toque estático a los vídeos y he empotrado en los mismos gran parte de las fotos que hice con el teléfono de gran movilidad androitotorota que tengo, ese que es tan popular en las fotos que le hice y que si Darliz no nos hubiese abandonado, le gustaría saber que es un honor 6x y diría que se lo copiaría y después no lo haría, que se le iba todo de boquilla, como todos bien sabemos. Bueno, regresando al tema, hay que empezar por algún lado así que nada mejor que por el principio, que fue en el aeropuerto mirando el pedazo de trasto en el que debía volar hasta Dubai desde Amsterdam:

A380 de Emirates en Schiphol

El vuelo fue de noche y llegué a la tierra de donde salen los terroristas esos que gustan tanto de mochila y camión y aproveché para ver la ciudad durante el día y básicamente agotarme. Comencé caminando por Deira y cruzando en un barquillo hasta el zoco de Dubai para ver las cosillas antiguas y ancestrales de unos puñados de años que tenía la ciudad actual y anteriormente poblacho.

Muelle para los barquillos que te llevan al zoco de Dubai

Mi día siguió, como era obvio, yendo al edificio más alto del universo conocido, el Burj Khalifa y que es como una de esas cagarrutas que intentamos hacer en la playa con la arena y que siempre se nos desmoronan:

Burj Khalifa

Por supuesto, subí hasta el punto en el que te ponen en el mirador, que no es en la punta de arriba sino a medio camino, pero que aún así es jodidamente alto.

Vista desde el mirador del Burj Khalifa

Por la noche regresé al lugar para completar mi colección de fotos de esa mole de hormigón y ladrillo que es la envidia del PoZeRo:

Panorama del Burj Khalifa de noche

Con las fotos y vídeos monté un espectacular documento que estremece hasta las chacras. La música elegida para enaltecer esta cosa es la canción Volcano del compositor Hans Zimmer y que formaba parte de la banda sonora y de la película Madagascar 2. Comenzamos con fotos, después aterrizamos en Dubai a lomos de un A380 y cerca del final del aterrizaje se pueden ver a lo lejos los rascacielos, aunque sé de uno que verá el vídeo tres veces y no los pillará. Después miramos el mundo desde allá arriba, desde la estructura más alta creada por los esclavos humanos y luego vemos la misma estructura desde el suelo de noche. En fin, que tenemos todo un comienzo de viaje. El vídeo está aquí:

He optado por separar un vídeo muy especial que hice por la noche y que creo que mandé por correíllo a los amigotes y fans. Cuando volví por segunda vez al Burj Khalifa para ver el chou de las luces nocturno, no sabía que la musiquilla que iban a elegir es una canción de un cantante E-S-P-A-Ñ-O-L, ya que por más que les duela a los comemieldas truscolanes, su cultura jamás ha salido ni saldrá de las cloacas en las que se revuelcan. En este segundo vídeo el sonido es el original y no está la canción entera porque me aburrí del chou ese que es siempre más de lo mismo. La música que suena es de Enrique Iglesias y la canción es el Hero en versión pachín-inglés-español. El vídeo está
aquí:

Como todo en este blog está de alguna manera relacionado, esta anotación complementa El salto a Dubai que comienza las vacaciones y también Subiendo al techo artificial del mundo.

Los vídeos continúan en Vídeos del segundo día en Dubai