Ruinas junto a la jungla en My Son

Ruinas junto a la jungla en My Son

Las fotos de las ruinas de My Son son muy similares y hoy tenemos otra ración de más de lo mismo. Los restos de los edificios, la jungla que amenaza con recuperar lo perdido, el cielo de un azul de fábula y unas nubes finísimas que redondean la imagen. El verde y el azul lo llenan todo. Tiene muchísimo mérito como construyeron esos templos y edificios y como han llegado hasta hoy en día con tanto elemento en contra de ellos. Fijaros en el suelo delante de la hierba, parece que están de sequía pero llega la tarde y cae un diluvio de una hora y al día siguiente repiten el mismo ciclo, con una sequía de unas horas y un diluvio que trata de restaurar el equilibrio.

Ruinas de edificio grande con ventanas

Ruinas de edificio grande con ventanas

Los edificios que eran templos se reconocen porque tienen el zurullo adicional en la parte superior con lo que ese edificio largo que aparece en esta imagen definitivamente no lo era. Puede que fuera un kosagrha, lugar que usaban tanto para cocinar como de almacén. A la izquierda y en el edificio que está en primer plano se puede ver una forma esculpida en la roca sin cabeza. Eso es algo que cuando estás por allí notas, faltan casi todas las cabezas. La explicación es que los gabachos se las llevaron para estudiarlas y ahora muchas de ellas están en el Louvre. Recordar que todas estas ruinas han sido declaradas patrimonio de la Humanidad salvo truscoluña por la UNESCO, con petición específica a los gringos para que si quieren bombardear, que lo hagan en otro lado.

Tres templos en My Son

Tres templos en My Son

Otra foto con más templos de My Son y en esta ocasión tenemos tres templos gloriosos y el fantástico cielo azul con nubes que había el día que visité el lugar. La foto creo que es de algunos de los templos del grupo «B» y el de la derecha con ese segundo piso con forma de barco boca abajo es el B5, edificio que se usaba para guardar las reliquias de los templos.

Esculturas en My Son

Esculturas en My Son

Por darle un poco de variedad a esta serie hoy vemos una foto en la que aparece al menos una escultura de un animal y la que está al frente a la derecha es posible que sea otro. Pese a que es un destino turístico, My Son se percibe muchísimo menos masificado que otros lugares del sureste de Asia con ruinas de grandes templos. En Angkor Wat por ejemplo, una foto así sin gente es prácticamente misión imposible y en Java también había una multitud visitando los templos y allí además los occidentales éramos el objetivo de los turistas indonesios que no paraban de pedirnos hacerse fotos con nosotros para mandar a sus amistades. De nuevo recordar que la foto no transmite los cuarenta y pico grados de calor que habían, que se ve soleado y agradable pero aquello era la antesala del infierno.