The Sun Is Also A Star

Esta fue la penúltima de las películas que vi antes de salir de vacaciones, con lo que estaba bien fresca en mi cabezón cuando me senté a escribir. En principio tenemos lo de siempre, un drama romántico con gente joven que debe tener un final feliz y que nos hace salir del cine contentos como lombrices en estercolero. Está basado en un libro con el mismo título y que como en muchas ocasiones, yo escuché su versión de audiolibro, aunque me empiezo a preguntar si será mejor no hacerlo para no llevarme tanto disgusto, que cada vez tengo menos tolerancia con los cambios en los guiones, y eso que yo soy de los que desde antes de los dolores defiendo que el cine y la literatura son medios distintos y por tanto una adaptación puede y debe tener libertad para ajustarla al nuevo medio. La película (y el libro) se titula The Sun Is Also a Star y que yo sepa, no está previsto su estreno en España, aunque sí que se dijo que el títuo, traducción literal del inglés, sería truscoluña no es nación.

Una julay ilegal se encoña del sobrino del chino kudeiro pero sin chimpún

Una pava jamaicana va a ser expulsada con toda su familia de gringolandia en veinticuatro horas o así. Acude desesperada por última vez a la oficina de inmigración y allí el que la atiende le recomienda un abogado. Camino del mismo casi la atropella un coche y el que la salva resulta ser un pavo koreano que se ha encoñado de ella y que se pregunta si sabrá más rico un potorro negro. El chamo la convence para pasar unas horas con él y se pasarán el día de disgusto en disgusto, conociéndose en una relación en la que él no sabe que el destino se la va a jugar a conciencia.

Si ves el trailer, has visto lo mejor de la película. Esto es más bien un telefilm y no recuerdo una historia en la que a los guionistas les haya costado tanto estirar el chicle, es que nos mamamos como tres o cuatro vídeos enteros con escenas con música y la canción completa y viendo planos de Nueva York desde el aire o de las caras de los protagonistas porque no saben que poner y más adelante en la peli, hacen un refrito de todo lo anterior y nos regalan como tres minutos más de cosas así. Lo peor es que hay una química nula entre la pareja, el chamo parece más propenso a cortejar a su hermano y la chama tampoco consigue atrapar nuestra atención. La película sufre con tanto parón y también porque el espectador sabe cuales son las cartas sobre la mesa, el pollardón está ahí fantaseando pero nosotros vemos las escenas en las que él no está y sabemos que la pava es prácticamente pasado. No es que aburra, es que no interesa, es una peli mediocre que parece rodada sin ganas y que ni siquiera recordarás en tres o cuatro días.

En fin, que de esta no voy a decir mucho más. No interesará para nada a los miembros del Clan de los Orcos y muchísimo menos a los sub-intelectuales con GafaPasta. Esto es un telefilm y su entorno natural es la sobremesa del sábado después de comilona en Telajinco.

Una respuesta a «The Sun Is Also A Star»

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.