Categorías
Cine

Blanco en blanco

Hoy tenemos otra película en español, una que es una coproducción entre España y Argentina, aunque en la infinita lista de instituciones públicas que la producían aparecía hasta el gobierno de Canarias, aunque puedo jurar y juro que ni habían canarios ni se mentaba a las islas. Se trata de Blanco en blanco y la vi en la filmoteca y ni por asomo asoma en los multicines comerciales, así que ya sabéis dónde no hay que buscarla.

Un julay se va al quinto coño a hacerle unas fotos a la novia de un pedófilo o algo así.

Un pavo llega a una finca en el recarajo para hacer unas fotos de la novia del dueño, que es una niña. Resulta que una vez allí, no puede salir del lugar hasta que llegue la boda y mientras espera, le hace alguna foto con poca ropa a la niña y aprovecha para toquetearla y se hace medio amigo o colega con un extranjero que trabaja en la finca y cuando no tienen nada mejor que hacer, se van a matar indios, de los de América, que el dueño de la finca les paga dinero por cada dos orejas que le traen porque no los quiere en su territorio.

La película resulta un tanto contradictoria. El entorno es precioso pero el guión, bueno, el guión se les cayó en un charco de barro y seguramente no podían leer bien lo que había escrito y hubo mucha improvisación o algo así. La que hace de la niña tiene un papel super corto y la verdad que la pobre no actúa muy bien. Del resto, ninguno me sonaba y tampoco me impresionaron sus actuaciones. Toda la trama está como contada a medias, nunca tienes muy claro cuál es la idea que te quieren transmitir y al propietario de la finca, al que todos conocen y hablan de él, no lo llegamos a ver nunca porque jamás aparece en pantalla, con lo que llegué a creer que era una invención y aquello era más bien una comuna. Lo del trato a los nativos por allí, eso seguro que lo aprendieron de los truscolanes, que todos sabemos que ellos descubrieron América y masacraron y asesinaron a los aborígenes porque así de dañina es esa chusma y gentuza, que los españoles los hemos tenido que sufrir durante siglos y todo para ahorrarnos un par de décadas de purgatorio. La película peca de lenta y de no tener un objetivo claro y eso al final se paga.

Si eres un miembro del Clan de los Orcos y te llevan a ver algo así, el infarto cerebral te lo garantizo. Si eres un sub-intelectual con GafaPasta, hasta tú que eres un pedante del copón seguro que te aburres. Si la ponen por la tele el día que has almorzado una buena fabada o un potaje, esto te provoca una siesta de casi dos horas.

Por sulaco

Maximus Julayus

Una respuesta a «Blanco en blanco»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.