Mira que soy negativo

Seguro que ya nadie se acuerda porque aquí hay mucho problema de memoria entre los lectores pero cuando me hice mi primera PéCéeRre, lo de recibir el resultado fue un drama y me llegó en la madrugada del día que volaba. Esta vez, en mi segunda prueba, la información era muy conflictiva, ya que en la página güé dicen que el resultado puede tardar de ocho a setenta y dos horas y por llamada telefónica al laboratorio me dijeron que entre veinticuatro y cuarenta y ocho horas. Cuando fui al laboratorio, la persona que estaba allí trabajando me digo que si no me había llegado al día siguiente, veinticuatro horas más tarde, que la llamara porque seguramente hubo un problema con la dirección de correo. Esta vez no tuve nervios, seguramente porque lo peor que me puede pasar es que no me llegue el resultado a tiempo y me tenga que joder y quedarme más días en Gran Canaria, un tremendo disgusto y algo que sería horrendo y terrible para un parao como yo.

Cuando me desperté por la mañana, antes de las ocho porque quería ir a correr, había un temporal tremendo de viento y llovizna con lo que descarté ese ejercicio físico, que uno es un atleta de élite pero hay líneas que no se cruzan, como la de correr a oscuras o con lluvia y viento, que en un sentido es fabuloso pero cuando vuelves las pasas putas. Miré mi correo electrónico y me había llegado uno del laboratorio y como con el anterior, te ponen un fichero PéDéeFe adjunto y no sabes nada hasta que no lo abres. Cuando lo hice, con la esperanza de ser positivo para poder quedarme, me sorprendió lo escueto y escaso del documento, prácticamente dos líneas en las que dicen que te hicieron un test y que salió negativo, por la pasta que pagas yo esperaba al menos las seis páginas que me mandaron en los Páises Bajos y en las que me contaban hasta la previsión meteorológica de aquel día. En este, entre las cosas que se echan en falta, está la hora de la prueba, con lo que para contar las setenta y dos horas, puedes tener problemas porque si la persona que lo revisa se empecina en la medianoche del tercer día, vas jodido, aunque en mi caso llegaré el día anterior. Un pequeño detalle que noté instantáneamente fue que el número de mi pasaporte estaba mal escrito, la cagaron en una de las letras, que los pasaportes neerlandeses tienen un número que es una mezcla de letras y números que no se puede cuantificar con una calculadora china y además, ese número no es para toda la vida, cambia cuando renuevas el pasaporte y es distinto del número que te dan por el carné de identidad, que también cambia cuando lo renuevas o el del carné de conducir, que igualmente cambia, con lo que en el país de los canales y el queso, el único número que te acompaña toda tu vida y que es un número de verdad es el de la Seguridad Social, que ellos llaman el número de asuntos civiles del ciudadano y que está presente en el pasaporte, en el carné de identidad y en el de conducir, con lo que igual lo podían haber puesto como el número principal ya que no cambia nunca.

Así que se ha verificado dos veces en las últimas tres semanas que soy muy pero que muy negativo.

Por sulaco

Maximus Julayus

1 comentario

  1. Tranquilo, no hay muchos comequesos que tengan tu nombre en el pasaporte, ventajas de haber nacido en el paraíso.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.