The 9th Life of Louis Drax

En el cine actual, cuando un chamo se convierte en objeto de pezones duros y las hembras van al cine por ver su careto y gemir en grupo pensando que las monta como mulas en celo, ese actor acaba embarcándose en un montón de proyectos que solo son para cobrar y meter en su cuenta bancaria. Hay un montón de esos actores y el último que ha entrado en este selecto club es Jamie Dornan que gracias a las 50 zorras de Grei atrae hembras al cine igual que una mierda atrae moscas. Ahora y para defenderme, cuando la película la ponen en el estreno sorpresa de la semana, ese al que yo procuro ir siempre, pues resulta que en los primeros minutos se vacía media sala con todos los chamos que se van ofendidos y yo que tengo que juntar cuatro películas cada semana para hablar sobre ellas, me quedo y aguanto el chaparrón y así fue como fui a ver The 9th Life of Louis Drax que no tiene fecha de estreno en España, aunque voy a ejercer de pitonisa Lola y aventurar que se estrenará una semana antes o después de la continuación de la famosa trilogía de los gemidos. Su título en español es obviamente el de truscoluña no es nación.

Un julay en coma hace que su médico se folle a su madre y se aparezcan espíritus de Raticulín o algo así

En una salida familiar, un niño se cae por un precipicio y su padre desaparece. La madre lo acusa de intentar matar a su hijo que acaba en coma en el hospital después de haber estado muerto dos horas. El médico que lo trata se encoña de la madre, que tiene el gen truscolán muy desarrollado y se le nota más mala que a la Daiana de uVe y la poli investigará lo que sucedió aunque en este caso, parece que hay mucha mierda escondida en esa familia.

Esto es una especie de thriller con misterio y movidas sobrenaturales pero nunca termina de despegar. La cullpa, en gran parte, es del niño, un tal Aiden Longworth que carece de carisma alguno y aburre en todas sus escenas, tanto en coma como cuando se mueve y habla. Con un buen chiquillo y un guión algo más dinámico esto podría haber sido un peliculón pero acaba siendo demasiado lenta, demasiado insubstancial y da unos bandazos tremendos en su ritmo y en su trama que le acaban por pasar factura. De Jamie Dornan decirque de entrada tenía mi odio más absoluto pero consiguió que al menos no sea su papel el que jode la película. Está bien y puede actuar, algo que no había hecho en cierta película con pelleja a la que le pega jalás. Resumiendo, que se puede ver pero hay tantas cosas que no acaban de cuajar que sales del cine con la sensación de que podría haber sido muchísimo mejor.

Ni de coña es cine para los miembros del Clan de los Orcos o los sub-intelectuales con GafaPasta. Eso sí, sus hembras igual sí que pueden ir al cine, con las uñas cortadas y hacerse una sesión de zambomba ya que las pobres todavía no saben que en Internet, además del CaraCuloLibro, hay pornografía por un tubo.

Publicada el
Categorizado como Cine Etiquetado como

Por sulaco

Maximus Julayus

2 comentarios

  1. No he visto ni tengo intención de ver las sombras de Grey, reconozco que el tío está muy bien diseñado, y ¡que recuerdos cuando leí lo de Diana de V! XD

Los comentarios están cerrados.