Categorías
Cine

Yesterday

Hoy llegamos a una especie de comedia romántica con la que nos han torturado durante meses y si he visto más de cien películas en los seis primeros meses del año, probablemente he visto el trailer de esta más de cincuenta veces y no veía la hora de que se estrenara para dejar de padecerlo, ya que hasta las bromillas del trailer se terminan haciendo pesadas a fuerta de reiterarlas. La película se titula Yesterday y en España se ha estrenado esta semana con el mismo título, que se puede traducir al español como truscoluña tampoco fue nación si somos literalmente literales.

Un julay acarajotado resulta que es la última esperanza de la humanidad o algo así, pero sin chimpún.

Un pollardón fracasado que va camino de un trabajo remunerado en cadena de restaurantes de comida rápida y que tiene una mosca cojonera que lo que quiere es follárselo pero no se lo dice, tiene un accidente con una guagua en un momento en el que durante doce segundos se fue la luz en todo el mundo y cuando se despierta en el hospital descubre que hay cosillas que han desaparecido, como si hubiera cambiado a otra tierra en el multiverso y en la que está ahora, nadie conoce a los Beatles, con lo que el chamo se convierte en super-hiper-mega estrellón básicamente haciendo versiones malísimas de esos clásicos y con la fama, le llega la oportunidad de comer los mejores coños y claro, se olvida de aquel que tenía en sus manos si lo quería.

No sé si fue la saturación por haber visto el trailer tantas veces pero cuando llegué a la película ya no había nada que pudiera sorprenderme y en su lugar, me quedé con lo mal que toca y canta el pavo, con lo flojilla que es su relación con la que se supone que es su amada y con los clichés que hay sobre la industria musical y sobre todo lo demás. Lo único realmente bueno de la película es la música de los Beatles, pero incluso eso sufre cuando quien la canta no es precisamente un gran cantante. No me sonaban de nada las caras de los chamos y básicamente, la única estrella es Ed Sheeran que hace de sí mismo y que sí que tiene un par de escenas fantásticas. La historia entretiene pero le falta la magia que la eleva a una de esas películas que recuerdas con el paso de los años. Esta va directamente al cajón de las que hay que olvidar, que sirvió para rellenar dos horas pero poco más. La fui a ver a una sala con Dolby Atmos, con lo que la calidad de sonido era la mejor que se puede tener en un cine en el 2019 pero ni con esas.

Si eres un miembro del Clan de los Orcos, no veas el jamacullo que te puede dar si te obligan a verla, aunque quizás tu hembra sí que la disfrute si le gustan los indios. Si eres un sub-intelectual con GafaPasta, tampoco creo que te impresione mucho.

Por sulaco

Maximus Julayus

5 respuestas a «Yesterday»

No, era por mí misma, ni me van ni me vienen, alguna canción suelta la aprecio, pero mi padre tiene vinilos y, personalmente, he de reconocer que no aguanto el disco entero ni de coña.
Ahora, una apreciación, guste más o menos su música, hay que ver el mérito que supone el ser todo un revolucionario y un marca-épocas cuando ellos lo hicieron.

Bueno, y no hay una sola pieza de las muchísimas que tienen compuestas que no sea MUY BUENA, está claro que se adelantaron a su tiempo, y así y todo, ya ves como triunfaron. Sus canciones hoy dia, siguen produciendo un montón de millones de derechos…
Salud

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.