El club de los suicidas

El club de los suicidasYa sabéis que cuando visito España la prioridad la tienen las películas españolas, procuro ver todas las que están en cartelera a menos que sean sobre la Guerra Civil porque me agobian esas historias que siempre acaban igual y en las que la viciosa de turno se arranca las bragas y folla sobre una cama con una colcha de punto horrorosa. Este no es el caso. Hoy hablaremos de El club de los suicidas una de esas comedias veraniegas que se fabrican aspirando a reventar la taquilla y poder crear una franquicia.

Unos julays hacen el tonto

Yo no pido mucho cuando voy al cine. Si me entretienen durante el tiempo que dura la película ya me voy más que contento. Si es una comedia, espero reírme a mandíbula abierta y si es un drama espero gastar kleenex tras kleenex llorando. Imagino que todos buscamos lo mismo. Las entradas ya son lo suficientemente caras para que se lo curren un poco y no abusen de nosotros. Esto fue lo que sentí al ver esta película. Da la impresión de estar construida alrededor de Fernando Tejero haciendo el mismo papel que hace siempre, que no es que lo haga mal pero ya cansa un poco. No hay un contrapunto a su actuación y eso se nota, falta algo, los chistes son muy flojos y se ven venir a gran distancia. Sus compañeros de penurias van cayendo sin que nos importe en absoluto y sin que nos riamos y se supone que estamos viendo una comedia.

Como dice el título, un grupo de suicidas que han fallado en ocasiones anteriores fundan un club en el que el ganador consigue que el perdedor de la apuesta de la semana lo mate y de esta forma conseguir su objetivo, que no es otro que el suicidio. No hay más. Cada semana uno debe morir y otro ha de matarlo. Podría haber funcionado pero la idea peta desde el primer intento y a partir de ahí la repiten una y otra vez y llega un momento en el que hasta los guionistas se dan cuenta y tenemos cuarenta segundos con unas cuantas muertes seguidas para tratar de llegar al final lo antes posible.

En definitiva, esperaba mucho más de esta comedia y no puedo recomendarla a menos que por extrema necesidad necesitéis pasar algo de tiempo en un lugar con aire acondicionado.
gallifantegallifante

Technorati Tags: , ,

Una respuesta a “El club de los suicidas”

  1. La idea del guión no es mala, es original, pero es cierto, Tejero hace de Tejero y eso comienza a aburrir a medida que avanza la cinta. Para gastarse 6 euros, casi que no.

Comentarios cerrados.