In Bruges – Escondidos en Brujas

In Bruges - Escondidos en BrujasEn verano nuestras expectativas son más bien bajas y damos por sentado que el cine que tendremos la oportunidad de ver es de ese que está realizado siguiendo un molde preciso que produce películas de éxito y que se olvidan prácticamente cuando las has visto. Más que de ver películas, se trata de participar en la orgía colectiva y seguir a la manada de taquillazo en taquillazo. Por eso sorprende tanto que en esta época del año se haya estrenado algo como In Bruges, una película que mezcla la comedia y el crimen de una forma exquisita y que no está dirigida para esa muchedumbre que se puede ver por los cines entre Junio y Agosto. En España la película se ha llamado Escondidos en Brujas y también se ha estrenado hace un par de semanas.

Dos julays se van de putas a Brujas y acaban emputados

Dos asesinos a sueldo se esconden en Brujas durante dos semanas tras un asesinato complicado en Londres. Uno de ellos aprovecha para ver la ciudad, hacer turismo y relajarse mientras que el otro la odia con toda su alma y quiere que el destierro en ese bucólico infierno acabe lo antes posible y lo manden de vuelta a casa. Las cosas se irán complicando según pasan los días y aquello acabará como el rosario de la aurora.

Hacía tiempo que no me reía tanto. Estamos tan acostumbrados a la ñoñería del cine americano, a esos personajes blandengues y que parecen incapaces de decir una palabrota, que ver a estos dos tíos soltando más de un Fuck! por minuto fue una auténtica revelación. Que además el guión sea tan dinámico y ameno, lleno de conversaciones a toda velocidad que tienes que seguir con mucha atención, es maravilloso. Tenemos por fin una comedia que puede llegar a los Oscars y competir con los dramones habituales de minusválidos de todo tipo y además ganarles. Hasta esta película pensaba que Colin Farrell era un actor más bien mediocre pero he de reconocer que ha bordado su papel y es con mucha diferencia lo mejor que ha hecho en su carrera. Junto a él está Brendan Gleeson, el cual merece un Oscar sin lugar a dudas. Esta película roza esas tierras en las que algunas historias se convierten en clásicos. Lo tiene todo para trascender el tiempo y quedar como uno de los hitos de este año 2008 en lo que respecta a cine. Dos semanas después de haberla visto, sigo repitiendo frases, chascarrillos y riéndome con los colegas de la oficina porque los he obligado a verla a todos. Si te gusta el cine de Tarantino o el de Guy Ritchie, te encantará Escondidos en Brujas. Y no digamos nada de la ciudad, que podréis ver en toda su gloria porque el director ha disfrutado recreándose con todos los rincones de Cuento de hadas que se pueden ver allí y consigue que te entren ganas de volver a visitarla.

Absolutamente recomendada para todos los amantes del buen cine.
9artuditos