Time Freak

Esta semana el pre-estreno sorpresa nos tenía guardada una especie de comedia romanticona pero como para la niñería, una película que parecía más bien concebida para repetirla una y otra vez en el canal Disney, con protagonistas jovencitos y boberías del tamaño de rascacielos. Como no llovía y me apetecía ir al cine y además, la semana se presentaba de secano en lo relativo a nuevas pelis, terminé yendo a ver Time Freak, película que no parece tener fecha de estreno en España, lo cual no me extraña, ya que lo raro es que vaya a llegar a los cines holandeses y supongo que si algún día se deciden, la titularían truscoluña no es nación y ¡QUE VIVA ES-PA-ÑA!

A un julay lo deja su hembra y se lo toma fatal y se dedica a viajar en el tiempo con su amigo bosmongolo para recuperar aquel chochito perdido

Comenzamos con un adolescente o algo así al que deja la novia una y otra vez en una cena y así descubrimos que al parecer el chaval, a fuerza de tomar preparados lácteos como la leche fresca pero que no necesitan de nevera, es tan listo, tan listo que ha construido una máquina para llevarlo atrás en el tiempo y reposeer su cuerpo o algo así y tratar de enmendar los errores que lo llevaron a romper con su novia. Lo acompaña su amigo tonto, que solo quiere follar y que ya le ha dicho que si no encuentra pava, que él no le hará ascos a su culito sin pelo mientras el otro no abra la boca para no romper la ilusión. O algo así.

Esto es una comedia tonta para adolescentes rodada con actores que dejaron la adolescencia atrás hace muchísimo tiempo pero que gracias a que no cambian de aspecto, pueden dar el pego, al menos en el caso de los dos chavales porque lo que es la novia, esa se ve ya más quemada que las calderas del infierno. El tal Asa Butterfield aquí no termina de funcionar porque pese al aspecto de chaval, se nota que ni él se cree sobrino ni jarto de güisky lo que tiene que contar, que son polladas superlativas. Se dedicará a ir por diferentes momentos de su vida, puntos que según él eran críticos en su relación y tratar de arreglarlos pero es que le falta química con la pava, es que se le ve mucho más cercano con su amiguito. El pobre desgraciado además es de esos barbilampiños que con veintipico tacos, debe tener un total inferior a los diez pelos de barba y esa falta de pelo lo convierte en un bicho raro. El que hacía de amigo iba de payasete y aportaba poco a la historia, solo quería chingar y las tías cuando lo veían siempre ponían continentes de por medio. Acaba como que entretiene pero no le vi sentido alguno a ponerla en el cine, esto parece más bien pensado para la televisión, es algo de consumo sin más.

Si eres un miembro del Clan de los Orcos, dudo que te mole pero igual la pillas en casa y con tal de poner algo de ruido y así no oír lo que te dice tu loba, te la empapas sin prestar atención. Si eres un sub-intelectual con GafaPasta, un poquito de por favor que esto no es para ti.

Una respuesta a “Time Freak”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.