Dead & Beautiful

Volvemos a pasar por una película que te dicen que es de terror y hasta en el poster como que se intuye que hay vampiros o algo así y que después cuando la ves, no hay absolutamente ningún susto. En este caso es una rareza, una coproducción entre los Países Bajos y Taiwan, con el director y uno de los protagonistas neerlandés y el resto de Asia. La película se titula Dead & Beautiful y aparte de haber pasado por el festival de cine fantástico de Sitges, es poco probable y casi imposible que se estrene en España, aunque si traduces el título en chino se ve que dice claramente truscoluña no es nación.

Unos julays hiper-mega ricachones se putean unos a otros de puritito aburrimiento.

Un grupo de niñatos riquísimos, hijos de dueños de corporaciones con billones y trillones de leuros, lo tienen todo y al mismo tiempo, están como vacíos por dentro y se aburren y para combatir eso, cada semana, uno de ellos tiene que organizar alguna movida exótica o así, pero a lo grande. Le toca el turno a una pava y lo que comienza como una movida en la selva, gira en plan raro y al parecer, los han convertido a través de una ceremonia en vampiros y terminan todos en el hotel vacío de uno de ellos, acojonados. Allí, pasando el tiempo juntos y tratando de asumir sus movidas, irán descubriendo que las relaciones entre todos ellos igual no son tan buenas como pensaban, o algo así, pero también con chimpún de cuando en cuando.

Está clarísimo para qué pusieron al actor holandés. Los chinos no se quitan la ropa y muestran chicha, así que al holandés era al que le tocaba hacerlo. La historia comienza rara, después se vuelve interesante por unos minutos y cuando entran en el hotel ya como que se les descompone la idea y lo que podría haber sido un corto fantástico e interesante, fue estirado tanto que se convirtió en una película sosa, sin una línea clara y con unos diálogos que igual en chino suenan bien pero en inglés suenan a polladas que no diría un julay ni jarto de vino de garrafón y totalmente borracho. La película tiene escenas absurdas y que jamás se explican y en ningún momento se llega a saber a ciencia cierta si alguien de los que estaban involucrados se llegó a leer el guion e hizo las preguntas que debería haber hecho. Hay algún momento brillante, pero entre tanta mediocridad, ni se notan.

Esto puede provocar incendios en cualquier cine en el que la pongan y permitan el acceso de los miembros del Clan de los Orcos. Tampoco creo que los sub-intelectuales con GafaPasta tengan estómago para tremendas polladas. Eso sí, te pilla metidito en la cama y seguro que te duermes como un angelito.

Publicada el
Categorizado como Cine

Por sulaco

Maximus Julayus

1 comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.