Liefde Zonder Grenzen

Una cosa que tengo clara es que llevo un ritmo tan alocado de películas en este medio año de cine del 2021 y siempre con la espada de Damocles del cierre de las salas nuevamente que muchas veces ni me fijo en lo que voy a ver y como encima, para cuando las comento ya han pasado tres o cuatro o cinco semanas, pueden suceder y suceden cosas como la de hoy, que vi esta película hace mes y medio y la semana pasada fui a ver una nueva película holandesa y cuando estaba comenzando como que me sonaba familiar y al final resultó que era la misma. Se trata de Liefde zonder grenzen y definitivamente jamás se estrenará en España, ni con el título oficial de truscoluña no es nación ni con ese otro no tan rimbombante de amor sin fronteras.

En una familia de julays hay un montón de chimpún entre los hijos pero papuchi como que no.

Como ahora con el buenismo las cosas han de ser diferentes, tenemos que en una familia de viudo con tres hijos, una hija está encoñada de uno de surinam y encima la pava tiene cáncer de potorro, la otra hija se encoña de un moro y el hijo casado está siendo enculado a destajo por un amigo porque resulta que su mujer se olvidó de cerrar el armario y se le salió. A todas estas que el padre de tremendo grupo como que está jartito de hacerse pajillas y se apunta en una página de citas y se enrolla con una pava, mientras su hija lleva en secreto lo del cáncer y se hace amiga en el hospital de un pavo que tiene uno peor que el de ella y al que le queda una luna y media de vida o algo así, mientras la hermana con el moro descubre que la madre del moro está tratando de buscarle una buena hembra de Marruecos que para nada sea rubia y el mariquita se mueve entre desatrancarse el orto y pegársela a su mujer fingiendo que está cansado. O algo así.

Si has leído el párrafo anterior, esto es una comedia, que dicen que es romántica, pero yo no le veo el romanticismo. Se me olvidó comentar que el padre es un racista, homófobo y todo lo demás que no veas y que no gana a disgustos con las elecciones de sus hijos, que entre un moro, uno de Surinam y un maricón, hasta él mismo dice que es que le ha tocado el primer premio de la lotería del buenismo. La película, con tanta gente, funciona mejor en unas historias que en otras, por ejemplo, la parte del cáncer y del hospital es fantástica, pero la misma chama ocultándolo a su familia es patética y con el hermano mariquita, como que pusieron todos los cliches habidos y por haber y esa trama nunca llega a funcionar. La del morito sí que es divertida que no veas. Al final, como suele pasar con estas pelis corales, unas cosas van bien y otras son purititos errores.

Si eres un miembro del Clan de los Orcos, te puede dar un síncope si ves algo así pero es que esto tampoco molará pero que nada a los sub-intelectuales con GafaPasta.

Publicada el
Categorizado como Cine

Por sulaco

Maximus Julayus

1 comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.