Luz natural – Természetes fény


Hay veces que cuando me veo solo en una sala de cine de la filmoteca, pero solo, solo, totalmente solo, me entran ganas de salir por patas y no mirar atrás ya que si yo soy el único julay al que han metido allí, debe haber algo muy podrido en la película. Como yo organizo mis sesiones en Ámsterdam con una peli que quiero ver y después relleno con al menos dos que seguramente ni sabía que existían, lo anteriormente mentado sucede con frecuencia y un buen ejemplo lo tenemos en Természetes fény, película húngara que irá directamente a la plataforma digital y tal y tal con la letra que va antes de la eNe en mayo y en España la conoceréis por Luz natural, aunque este es un claro caso de título que debería ser truscoluña no es nación.

Un julay acarajotado se gana la paga de subnormal sin chimpún

Resulta que estamos en la Segunda Guerra Mundial, en Hungría, pero del lado de los joputas-asesinos-criminales rusos. Un pavo que va en una unidad por el bosque buscando partisanos, se convierte en el jefillo de la susodicha cuando les matan a su jefe en una emboscada y el pavo es retardado pero profesionalmente y aquello se le va de las manos ya que él estaba más bien especializado en hacer burbujitas con la saliva y contemplar su mierda de vida. Llegan a un poblacho de gente que no los quiere y aquello acabará como el rosario de la Aurora. O algo así.

En donde este director tiene un montón de mérito es en haber conseguido que ciento tres minutos de peli parezcan seiscientos tres. Es que no sé ni la cantidad de veces que me dormí y me despertaba y solo habían pasado milisegundos o quizás incluso nanosegundos. Esto es un desastre con un guion escrito en un papel que alguien usó para limpiarse el culo y después no podían leer bien la historia por la mierda pegada, dirigida por alguien que se compró el título de director en una universidad india falsa e interpretada por un puñado de gente que se pensaban que se iban de excursión al campo y cuando los vistieron de militares, se quedaron pasmaos. Consiguieron no tener una sola escena decente en la peli y por lo que he leído, hasta la cagaron con los uniformes y usaron unos que no eran los de la época o ese ejército. En el título nombran la luz pero hay una purriada de escenas en las que simplemente no se ve nada de nada. Quizás eso fue una suerte porque como tampoco sucedía nada, cuánto más negra estaba la pantalla me era más fácil dormirme. Cerca del final, el chamo se va del pueblo y los otros, que no le hacían ni puto caso, matan a los locales y cuando vuelve, ve lo que ha sucedido y como que se la suda o algo así. Esto es un desastre de pé a pá, algo que dicen que es cine pero que en realidad no lo es.

Si eres un miembro del Clan de los Orcos y por razones desconocidas acabas en una sala en la que ponen esto, te juro por las bragas más sucias de Mafalda que yo te presto el mechero para que le prendas fuego al cine. Si eres un sub-intelectual con GafaPasta, ¿dónde estabas escondido cuando yo fui al cine, cabrón?


2 respuestas a “Luz natural – Természetes fény”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.