No te preocupes, querida – Don’t Worry Darling


La peli que voy a comentar llega con un montón de polémica y con mala saña entre la protagonista que sale en el poster y la directora, que también actuaba y que se enrolló con el pavo del poster y se lo cogía por todos lados y la otra estaba hasta la pipa del coño de tanto chingue o algo así. En su estreno en el festival de Venecia hubo movidas entre ellas y entre el pavo y otro al que al parecer escupió o no escupió y de lo que menos se hablaba es de la película, que ya tenemos en cines y eso nos permite opinar. Se titula Don’t Worry Darling y en España se puede ver como No te preocupes, querida, aunque esta es una a la que el título de truscoluña no es nación le habría venido bienísimo.

Una julay vive en una barriada periférica de frikis y chinga con su marido todo el tiempo, gritando vivas al chimpún

Tenemos que en los años cincuenta o así, una pava vive en una zona del desierto, en una urbanización de científicos o algo así que trabajan en un proyecto secretísimo. Ellos se van todos los días a trabajar y ellas se quedan en la keli, recogiendo, limpiando, cocinando y también en su club, haciendo cosas entre ellas. Una de las pavas, la negra, obviamente, como que se desquicia y dice que todo es mentira o algo así y acaba por desaparecer junto a su macho. Después de eso, la pava protagonista como que empieza a sospechar que allí hay un mal yuyu que no veas, pero eso no le impide chingar con su marido todos los días en la mesa del comedor y hasta en el dormitorio del jefe del marido en fiestas y saraos. Según avanza la película se complica la trama.

Lo primero a resaltar es que en el cine había una cantidad abrumadora de hembras que cada vez que salía el Harry Styles, gemían y gritaban que no veas y si se quitaba la camisa, allí más de una se quedó sin uñas y con heridas vaginales de la saña con la que se frotaban los coños y eso que si usan su telefonino para buscar pornografía, lo fliparán, que aquello no era ni erotismo, pero bueno, la estupidez de las nuevas féminas es algo de lo que se hablará en el futuro, pero por lo que vi en el cine, la generación que llega es de acarajotadas, totorotas y mongólicas empoderadas, podemitas y truscolanas. La historia en sí es floja y está muy pero que muy mal montada. En cierto momento a media película hay una gran sorpresa que no venía a cuento y que ya nos imaginábamos porque la directora hizo un trabajo más que mediocre y el guion debería haberse quedado en el cubo del papel para reciclar. Del Harry Styles, decir que su actuación es sosa tirando a mala, yo es que no me creo que fueran pareja, él parecía más enamorado de su jefe, interpretado por Chris Pine, aunque como que la directora le dio un aspecto a Bruja Avería que no veas. La hembra, Florence Pugh, está muy bien pero como la peli es mediocre, no vale de mucho que sufra tanto y de manera tan real.

Si eres un miembro del Clan de los Orcos, esto te puede matar, pero tío, tu hembra lo debería ver y va a volver a tu keli más caliente que una burra mirando el escaparate de un sexshop. Si eres un sub-intelectual con GafaPasta, esto es algo para despreciar infinitamente. Básicamente, para las tardes de fin de semana de Telajinco.


4 respuestas a “No te preocupes, querida – Don’t Worry Darling”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.