El patio delante de la pagoda del Emperador de Jade

El patio delante de la pagoda del Emperador de Jade

Cuando estás por Saigón, la pagoda que hay que visitar es la Pagoda del Emperador de Jade, que los chinos llaman El templo del mar de la suerte y que otros conocen como la Pagoda de las tortugas. Vamos, hasta el Obama pasó por allí cuando estuvo en la ciudad el año pasado. Esta pagoda la construyó la comunidad china entre finales del siglo XIX (equis-palito-equis) y comienzo del XX (equis-equis). Es un templo taoista pintado totalmente en color rosa. Veremos tres fotos y en esta primera estamos en el patio, tras cruzar el portal de acceso. La torre minúscula que se ve en la imagen tiene una estatua de Ho Phap, famosísimo filósofo budista. Detrás de la misma hay un estanque pequeño con cienes y cienes de tortugas que deben sufrir lo indecible allí, masificadas en un espacio reducido y esperando que les tiren comida. La gente fliipaba con las tortugas pero en mi caso fue más bien asco por el hedor y pena por como tenían a los bichos. Hasta a un truscolán le permitimos una vida mejor que a esos pobres animales (vida que los truscolanes no se merecen, si me preguntas a mi).

3 opiniones en “El patio delante de la pagoda del Emperador de Jade”

  1. Es una pena el tejado ese de zinc, debería ser de paja o teja local acorde con la construcción tradicional, aunque sea provisional…
    Salud

  2. Hasta que leí lo del estanque me preguntaba por qué carajo le llamaban “de las tortugas”. ..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *