Como me ponen las segundonas


El domingo estaba en el Cine viendo Top Gun: Maverick de nuevo, vamos que prácticamente esta es una de las primeras veces que la veo porque solo he ido al cine en veinticuatro ocasiones (cuando escribo esto) y aún sigo maravillándome y llorando, flipando, poniéndome taquicárdico pa’l coño en las escenas de acción y pasando dos horas y diez minutos fabulosos, que es de lo que se trata. Mientras esperaba que empezara la peli, hacía un repaso a mi corta vida y me daba cuenta que mi película favorita desde siempre y hasta mayo de este año fue Aliens, película que ni siquiera he comentado en el mejor blog sin premios en castellano porque no la han puesto en los cines en los dieciocho años que tiene la bitácora, aunque seguramente hace menos años que la he visto porque tengo el DéuVeDé y creo que lo he llevado a casa de algún amigo que sé que me va a obligar a ver alguna peli para al menos que sea algo que me gusta. Otra de mis pelis favoritas, la que yo consideraba la segunda es Terminator 2: El juicio final – Terminator 2: Judgment Day y ahora, supongo que la que fue primera es segunda y la que era segunda ha pasado a la tercera posición. Estas dos películas tienen algo en común, como todos hemos notado, están dirigidas por James Cameron y tienen otra cosa aún más interesante en común, son segundas partes, hay tanto un Alien, el octavo pasajero – Alien como un Terminator y aunque ambas películas me gustan un montón, fue con sus segundas partes con las que me enamoré de verdad y puedo confirmar y confirmo que ambas segundas partes las vi en el cine varias veces, que igual algún cateto se cree que lo de repetir pelis es por la subscripción ilimitada, que no lo es, que yo cuando fui a ver por primera vez Top Gun (Ídolos del aire) – Top Gun, hace la tira de años, la vi varias veces en el cine y lo mismo se puede decir de casi todas las películas mentadas y de muchas otras y hasta recuerdo haberme hecho maratones con las tres pelis de la guerra de las falacias, que son como ocho horas en el cine, con una detrás de otra y lo hice más de una vez.

Lo interesante no es que vaya a ver una peli múltiples veces, lo curioso es como las segundas partes de algunas películas resuenan en mí mucho más que las primeras y las considero absolutamente mejores, aunque he llegado a un punto de mind-bullshit-ness en el que ya me la trae floja lo que puedan pensar otros al respecto y no me enfrasco en una bronca, algo que seguramente unos años atrás sí que habría hecho o hice, que recuerdo que un soplapollas que seguramente no la había visto se me encaró en una guagua en las Palmas cuando desollábamos y criticábamos El último emperador, que ganó un montón de Oscars pero era un puto masque del copón y al pollardón ese le canté las cuarenta, las ochenta y las ciento veinte, vamos que salió de la guagua mirando pa’l suelo porque demostró que ni siquiera la había visto y la defendía porque los críticos y los expertos decían que era buenísima, que yo no lo puedo asegurar por completo porque es que hubo tramos en los que me dormía, aunque la capulla de una amiga que estaba sentada a mi lado me daba codazos y me despertaba y yo hacía lo mismo cuando era a ella a la que le daba el jamacuco. La susodicha amiga también iba en la guagua cuando sucedió el intercambio de gritos y vamos, que el hombre si no estaba vacunado contra la rabia no iba a sobrevivir, porque si no se baja es que lo atacamos y lo mordemos. De la saga de las Galaxias mi favorita siempre ha sido Star Wars Episodio V: El imperio contraataca, que también es la segunda peli de la saga, aunque después jincaron tres por delante y tres por detrás, pero para mí esta sigue siendo la segunda y la mejor. Y yo hasta diría que Regreso al futuro II – Back to the Future Part II es la más divertida de todas y consiguió lo imposible, que nadie se podía imaginar como era posible seguir una historia tan buena y la única manera era en el futuro, no en el pasado.

Algo en lo que Top Gun: Maverick es muy diferente a las otras es en el tiempo que se tardó entre la primera y la segunda parte. Las otras se hicieron relativamente cercanas en el tiempo, para esta hemos esperado treinta y seis años, toda una vida y sin embardo, según comienza y suena la música y ves las imágenes en un portaaviones, ya estás de vuelta a ese mundo increíble y ya estás disfrutando como un enano.

,

8 respuestas a “Como me ponen las segundonas”

  1. Tu tranquilo, es muy posible que a los catetos esos a que te refieres, les importe una mierda lo que tu opines… 🙂
    Tambien es muy posible que piensen de ti lo que tu piensas de ellos, así que las faltas de respeto las teneis mutuas, lo que pudiera ser un empate… 🙂
    Salud

  2. Quizá, y digo solo quizá, en estas vacaciones que tengo a partir de este finde, si sigue en los cines, quizá vaya a verla.

  3. Eliminemos el quizás y yo digo que la voy a ver esta tarde y mañana por la tarde, que ya tengo las entradas reservadas y si el domingo se me ocurre, la vuelvo a ver.

  4. ¿26? Dime que estás atrapado en tu particular día de la marmota y que no puedes escapar porque de lo contrario el tratamiento para sanarte va a ser complicado

  5. En realidad lo de las veintiséis es obsoleto, ya que esta tarde la he vuelto a ver y el total está ahora en veintisiete. Es mi película favorita de toda mi vida, es la película que estará en la cima de las películas del 2022, que para mí resulta impensable que este año pueda haber algo mejor y como tengo un abono ilimitado y puedo, voy a verla continuamente y en días como hoy, que fui por sorpresa, alucino cuando la sala está en un lunes a un treinta por ciento de capacidad, cuando si quieres ver la de parque juanásico, la de Elvis o la de Zor, terminas solo en el cine y todas esas se estrenaron después. Esta semana la volveré a ver.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.