Categorías
Reality sucks

El presente

Haciendo las meditaciones he descubierto que he vivido toda mi vida sin saber lo que era el presente, quizás porque incluso la definición en el diccionario es muy ambigua, ya que la RAE nos dice que cuando lo usamos como nombre es el Tiempo que sitúa la acción, el proceso o el estado expresados por el verbo en un lapso que incluye el momento del habla y cuando lo usamos como adjetivo tenemos que Dicho del tiempo: Que es aquel en que está quien habla y en ambos casos, el presente parecer ser el momento en el que alguien habla, con lo que cuando estoy callado, es como si estuviese o en el pasado, o en el futuro, o en el limbo ya que el purgatorio y el infierno se reservan para los truscolanes, pero según la forma de definir el presente, si no hablo, no estoy en el mismo. O algo así. La cosa que toda la movida de la respiración cuando meditas es al final un ancla para fijarte al presente, uno en el que no hablas, pero en el que estás porque bloqueas o ninguneas todo lo que sucede en tu cabeza y obligas a tu cerebro a fijarse únicamente en tu respiración y esa negación de todo lo demás, ese desprecio por los pensamientos que no nos dejan de surgir en la cabeza, eso te pone en el presente y cuando estás ahí, sientes el peso del mismo, es una lucha constante por seguir en el mismo, por sentir tu cuerpo respirando porque tu cerebro te manda recuerdos e imágenes del pasado o te sugiere aventuras o cosas del futuro, te quiere volver a raptar para que no estés en el presente, lugar en el que parece que solo podemos estar cuando no somos consciente de ellos, cuando hacemos algo que en realidad es más munición para el cerebro para evitar que pienses en el presente, con lo que usa ese presente al que no le damos importancia para más tarde bloquear el presente en el que sí que queremos estar. Todo un galimatías.

Así que ahora, cuando medito, disfruto intensamente de ese rato en el presente, pero en uno en el que no hay nada, solo yo, en un vacío enorme a mi alrededor que de alguna manera, te relaja. Cuanto más inmerso estoy en el presente ese que busco, antes me quedo dormido así que ahora las meditaciones tienen un objetivo claro, enviarme del presente al sueño.

Por sulaco

Maximus Julayus

2 respuestas a «El presente»

Ya me gustaría a mí saber que se tomó este tío de postre sobre la cena antes de escribir esto e irse a dormir… madre mía….

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.