Categorías
Reality sucks Sucesos extraordinarios

Hay que continuar después de Supernatural

Cuando nos encerraron a todos después de que comenzó el virus truscolán y podemita y el dos mil veinte se fue al carajo, hubo un momento en el que se me acabó el cine para comentar y me puse a hablar de las series que me gustan y entre ellas, destaca Sobrenatural – Supernatural, serie que acabó anoche con el episodio número trescientos veintisiete y puedo confirmar y confirmo que los he visto todos. Esta serie entró en mi vida cuando me compré mi casa en Utrecht y cambié de ciudad y la he seguido con devoción todos estos años, en las buenas temporadas, en las mejores y hasta en las flojillas. Inicialmente su arco argumental era para cinco temporadas pero sucedió algo increíble y por culpa de los fans, tuvieron que estirarla y ya no hubo manera de pararla, ya que con Supernatural, solo hay dos bandos, o te la trae al fresco, o eres parte de la #SPNFAMILY. No solo he visto la serie durante todos estos años, me he visto todas las apariciones de sus protagonistas en el Comic Con de San Diego y en muchos otros.

Como sucede siempre, los finales gustan y disgustan, todos tenemos nuestra propia idea de como debe acabar algo, pero para mi, lo importante era que acabaran los dos hermanos Winchester juntos, que comenzaron en la primera temporada, en el primer episodio a crear una familia con los fans y que llegaran al episodio vigésimo de la decimoquinta temporada como familia. Y lo hicieron. Como en todos los últimos episodios de temporada sonó en algún momento la canción Carry On Wayward Son, del grupo Kansas y que es sin duda el himno de la serie y además la tuvimos por partida doble porque pusieron la versión de Neoni, que lleva la canción a otros niveles. Reconozco que me hinché a llorar, no solo en los momentos con la canción sino en otros que para alguien que no haya formado parte de la SPNFamily seguro que no significan nada.

Me cuesta imaginar como será el mundo sin nuevos episodios de Supernatural, sin los hermanos Winchester, sin Castiel, sin Jack y sin tantos otros matando monstruos y salvando el mundo. En estos quince años han muerto varias veces, han ido al cielo, al purgatorio, al infierno, han resucitado, han luchado y matado al diablo, a Caín, a Dios y a tantos otros. Han sido tres lustros mágicos y algún día, en el futuro, volveré a ver todas las temporadas.

Por sulaco

Maximus Julayus

2 respuestas a «Hay que continuar después de Supernatural»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.