Ideas de decoración

Los cuatro que leemos el mejor blog sin premios en castellano o Distorsiones para los que sean lentos sabemos que el Ancestral, que es el primer comentarista desde hace la tira de años ha decidido vender su minifundio andaluz y comprarse un latifundio en el norte, prácticamente convirtiéndose en vecino de otra comentarista y reputada CuloCochista. En este cambio tan substancial en su vida en el que deja atrás el aire acondicionado y se mueve a los reinos de la calefacción, resulta que en su nuevo latifundio, que creo que quiere construir a imagen y semejanza del casoplón de la Coletas podemita, tendrá que decorar miles y miles de metros cuadrados de jardín. Mucho me temo que si le pregunta a su intimísima amiga CuloCochista, esta le dirá que enche o xardín de parrulos, algo que él entenderá perfectamente porque se está haciendo el duolingo de gallego para cristianos porque quiere hablar con ella en la lengua de su tierra. Yo creo que en lo relativo a decoración de jardín, lo mejor es inspirarse en los más grandes, que no son otros que los monjes budistas tailandeses:

Su latifundio seguro que mejora muchísimo si le pone unos gallos grandes de adornos, que seguro que puede comprar en Portugal que lo tiene a doscientos metros y poner unas cuantas urnas doradas que siempre quedan bien o hasta torturar los árboles y hacerles unos cortes de hojas salvajes como los que se ven en la foto. Si además le pone unas cuantas sombrillas en espiral para sus momentos al sol o un árbol dorado de morralla como la cosa esa que se ve a la izquierda, seguro que su keli será la sensación y habrán hasta excursiones programadas desde otras partes de España excluyendo truscoluña, que no es nación, para verlo. Huelga decir que el uso y el abuso del mármol le da un toque greco-romano a cualquier jardín y con las urnas, ya te lo pone como un cementerio del norte de Italia.

Como el Ancestral dejó de actualizar su blog meses y meses antes del virus truscolán, mucho me temo que nos quedaremos sin ver los cambios que haga a su latifundio.

Por sulaco

Maximus Julayus

2 comentarios

  1. jajajaja Eres la releche en bicicleta manipulándolo todo!!! jajajaja
    Como ya te dijo tu víctima propiciatoria, osea, la pobre de la Virtu que tiene una paciencia que ni el santo Job, quedamos muy distanciados, menos que ahora desde luego, pero distantes en lo geográfico, que no en lo personal.
    En su momento, cuando tenga tiempo, voy a actualizar el blog con nuevas ideas producto de mis rejuvenecidas neuronas, por la ilusión de esta nueva etapa de mi vida.
    Salud

  2. Y si pones gallos portugueses encima te predicen el tiempo. Es maravilloso. 😉

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.