Bokbierfestival 2007

Bokbier Festival 01

Este fin de semana pasado tuvo lugar el evento más importante del año en Holanda. Sucedió en la ciudad de Amsterdam entre el viernes y el domingo y fue el Bokbierfestival o Festival de la cerveza BOK. Para aquellos incultos e ignorantones que jamás hayan oído hablar de la cerveza Bok comentar que es la variedad más especial de todas las cervezas que se fabrican en el mundo, que es una cerveza estacional producida casi exclusivamente en Holanda en pequeñas cerveceras y que cualquiera que os diga que sabe de cervezas y no haya tomado al menos cinco de las marcas principales de cerveza Bok es un pobre infeliz que no tiene ni puta idea de nada.

El festival es siempre el último fin de semana de Octubre, el mismo en el que se cambia la hora y se viene realizando desde hace treinta años. En la actualidad se celebra en el Beurs van Berlage, un edificio que está al lado de la plaza del DAM en Amsterdam y que seguro que todos los que han visitado la ciudad han visto e incluso fotografiado. Este año acudí con mi amigo el Moreno y con Dani, uno de los patrocinadores de esta bitácora. El sábado nos encontramos con el Moreno a las puertas de la estación Central de Amsterdam y desde allí fuimos a cenar primero al New King, el mejor restaurante chino de la ciudad y posiblemente uno de los cinco mejores de Europa y del cual ya he hablado en las anotaciones relativas a Amsterdam. Pedimos tres platos y con eso nos reventamos a comer, algo necesario ya que para beber cerveza Bok en plan masivo hay que tener una buena base en el estómago o de otra forma caes muerto a la segunda. La cerveza Bok no es una de esas mariconadas que parece pis de caballo, amarilla y sin fuerza. Son cervezas para hombres, con carácter y que tienen como mínimo seis grados y medio de alcohol. Supongo que sabéis lo que pienso de esos que se pasean por la disco con su meadilla de caballo con una rodaja de limón en la mano ??

Después de cenar nos acercamos al recinto pasando por el Distrito Rojo el cual rebosaba de actividad a esa hora, con las putas despachando clientes a destajo y multitud de despedidas de soltero de ingleses celebrándose allí, algo que han hecho posible las aerolíneas de bajo costo.

Bokbier Festival 03

La entrada al Bokbierfestival es el vaso, el cual se compra en las taquillas junto con las fichas para poder tomar cerveza, ya que en los diferentes stands no se acepta el dinero. Cada ficha vale dos euros y el vaso nos costó siete. Espero que me entierren con mi vaso, el cual ha pasado a formar parte de mi colección. Como uno se prepara estas cosas a conciencia llevábamos la lista de todas las cervezas disponibles y ya habíamos marcado aquellas que no debíamos perdernos.

Bokbier Festival 02

Los ganadores del concurso de mejor cerveza Bok del mundo fueron la cervecera Snab con su IJSBOK, una cerveza de nueve grados hecha entre otras cosas con caramelo y que es sin lugar a duda la mejor que puedes tomar. Lo peculiar de las cervezas Bok es que cada año saben distintas, salvo las comerciales que no valen nada. Este año los de Snab han logrado un brebaje celestial. La cola era de unos cinco minutos pero merecía la pena. Dentro de la sala la gente estaba muy animada, con diferentes grupos que se lo pasaban bien bebiendo.

Toda cerveza tiene su historia y la de la IJSBOK es muy curiosa. Esta cerveza surgió a partir de un grupo de amigos que decidieron crear una cerveza según sus gustos. Se lo curraron durante años hasta que lograron dos de las mejores cervezas que hay hoy en día, la IJSBOK y la EZELENBOK. No se pueden conseguir fuera de Holanda e incluso en el país hay muy pocos lugares en los que puedas comprar las botellas porque ya sabéis lo que dice el refrán sobre la miel y la boca del cerdo y también ese otro que habla de lo bueno, si escaso, dos veces más bueno. Después de esta primera toma de contacto lavamos nuestros vasos en las zonas habilitadas al efecto y nos tomamos una Ezelenbok, la cual quedó este año en cuarto lugar en el concurso y que pese a tener solo siete grados y medio también está deliciosa. Volvimos a efectuar el ritual del lavado del vaso y de paso aprovechamos para tomar agua porque el secreto para aguantar está en mantener la proporción de un vaso de agua por cada vaso de cerveza y si te notas mal, subes la proporción a dos vasos de agua por cada vaso de cerveza.

Bokbier Festival 04

Nuestra tercera cerveza fue la Texels Bock producida por Texelse y que también tiene siete grados y medio y que también tiene caramelo en su composición. En la foto podéis ver el sagrado momento del brindis que hay que hacer antes de tomar cada cerveza Bok ya que tenemos que respetar al Dios de la cerveza y honrarlo con ese momento previo. Acabamos esta primera tanda pasando por la zona en la que estaban representadas las cervezas belgas y probando una Chouffe Bok, la más reputada de las belgas y una cerveza que en su composición tiene cilantro, el cual le da un sabor muy especial. Los Belgas siempre son más pachangueros a la hora de hacer cervezas y aunque es riquísima, tiene poco de cerveza Bok.

Bokbier Festival 05

Tras estas cuatro hicimos una pausa para ir al baño y descargar lastre y de paso comprar más monedas para seguir bebiendo. Nos hicimos con cinco más y fijamos nuestro límite para el festival en nueve cervezas. Después del descanso retomamos el recorrido volviendo a tomarnos otra IJSBOK y en la foto anterior podéis ver al mismísimo Arcangel que las sirve mientras estaba enfrascado en la tarea de preparar una.

Cinco cervezas Bok en el estómago no son como para tomárselas a broma y para equilibrar la balanza nos pasamos por el puesto de los frikandelos y nos comimos unas papas fritas y tras esto cometimos el único error de la noche. Una de las cerveceras más famosas es Klein Duimpje, los creadores de la Slobberbok. El nombre de la compañía significa PULGARCITO, sí, como el del cuento de niños. En años anteriores han ganado premios a destajo pero en la temporada del 2007 la han cagado hasta el fondo y les ha salido una mierda de cerveza que ni me pude acabar porque sabía a Heineken pasada por el coño de una bisabuela.

Decidimos volver a lo seguro y nos acercamos al puesto de la ALFA BOKBIER, dulzona y con unos escasos seis grados y medio. Esta es una cerveza que gusta mucho a las mujeres porque es como tomar un licor. Acabamos repitiendo de nuevo con las IJSBOK y la EZELENBOK.

Con nueve cervezas en la barriguita, recogimos nuestros abrigos del guardarropa y nos acercamos a la estación de tren para volver a casa. Fue una gran experiencia que por supuesto repetiremos el año que viene.

Si por una casualidad del destino vas a venir a Holanda durante los meses de noviembre o diciembre pide BOKBIER en el antro en el que estés bebiendo y aunque te darán una de las comerciales, seguro que la disfrutas.

9 opiniones en “Bokbierfestival 2007”

  1. Si me incineran con el vaso y un par de botellas igual no hay ni que comprar una urna y ya salgo compacto y completo del horno crematorio.

  2. Lo que no entiendo es como puedes seguir saboreando las cervezas despues de la 2ª o la 3ª, sobre todo con la graduación que tienen. Yo habría estado tambaleandome.
    Una cerveza bien hecha es tremendo. ¡¡Disfrutadla!!

  3. ¿Qué hicimos antes de ir al festival? Cimientos, cimientos y cimientos. Si te encochinas antes de ir con una comilona mortal de necesidad aguantarás mucho más. Si además te tomas un vaso de agua entre cerveza y cerveza, también aguantas más y eliminas el sabor residual de la anterior.

    Dicho esto, ¿Por qué crees que para las últimas nos limitamos a repetir las que nos gustaban más? Entre la quinta y la sexta la capacidad de sorprenderte y maravillarte con los nuevos sabores se va al garete.

    Otro punto a tener en cuenta es que los vasos son de 0.2 litros, lo cual multiplicado por 9 y restando el poco que tiré de la que no me gustó deja la cuenta total de cerveza en el festival en 1.6 litros.

Comentarios cerrados.