¡Ave, César! – Hail, Caesar!

¡Ave, César! - Hail, Caesar!Lo mío con los hermanos Coen es una relación de curiosidad, asombro y rutina. Procuro no perderme todas y cada una de sus películas pero si miramos al balance de los últimos trece años, es más bien poco positivo. Por aquí por el mejor blog sin premios en castellano se ha hablado de The Ladykillers, la fabulosa No Country for Old Men – No es país para viejos, la sosa Burn After Reading – Quemar después de leer, la también sosa A Serious Man – Un tipo serio y la entretenida y fascinante A propósito de Llewyn Davis – Inside Llewyn Davis. Por eso, a nadie le puede sorprender que haya ido a ver Hail, Caesar! película que se estrenó la semana pasada en España con el título de ¡Ave, César!.

Unos julays comunistas de mierda raptan a un acarajotado que solo sabe hacer café de máquina

En el mundillo de los estudios de Hollywood en los años cincuenta, todo está atado y bien atado y las estrellas pertenecen a los estudios. Cuando una de ellas es raptada y piden un rescate, tendrán que solucionar el problema sin que se sepa lo que está sucediendo y mientras tanto, el mundo continúa sin saber el dramón que estaba teniendo lugar.

El problema con los Coen es que cuando se les va la mano, nadie parece capaz de decírselo y pararlos y esta es una de esas ocasiones. El guión podría haber sido interesante si lo hubieran concretado aún más y hubiesen cortado algunas de las sub-tramas secundarias que si soy sincero, ya ni me acuerdo de como acababan. Hay demasiadas piezas sueltas que diluyen la historia principal. Con un guión que cojea, todo lo demás ha de ser perfecto para que la película se recupere y ese no es el caso. La dirección brilla por su ausencia y George Clooney apesta y aburre. Debería volver a sus estúpidos anuncios de café que es en donde igual vale para algo. Aquí es una reinona estúpida que raptan y que acaba sintiendo simpatía por las personas que lo capturaron. La pobrecita Scarlett Johansson tiene una de esas tramas secundarias que aburren pero por lo menos la vemos de verdulera y tirándose a una piscina supuestamente embarazada. El mejor sin lugar a duda es Channing Tatum con una escena de baile musical fabulosa, lo único realmente bueno que tiene la película y que si ponen en el llutuve, te ahorra un montón de minutos de tu vida ya que lo demás es puro tedio. Hubo algún chamo que de tapadillo se marchó del cine lo cual ya da una señal de lo que estaba sucediendo allí dentro. La película no termina de encajar en ningún género. No funciona como comedia o como drama, definitivamente no es cine de acción y esa falta de definición la destroza.

Me puedo imaginar a los miembros del Clan de los Orcos destrozando las butacas del cine si los obligan a ir a ver esto. Aunque es el tipo de cine de filmoteca para los sub-intelectuales con GafaPasta, no creo que les mole.

05/10

Una respuesta a “¡Ave, César! – Hail, Caesar!”

  1. Si, lloré cuando leí criticas de esta película de la que yo esperaba tanto, soy también incondicional de los hermanos Coen, la excepción supongo que confirma la regla… 🙁
    Salud

Comentarios cerrados.