Nine Days


Creo que vi el trailer de esta película en la filmoteca una semana antes de ir a verla y aunque no me alucinó, sí que consiguió atraer mi atención, con una historia que parecía ciencia ficción pero en plan filosófico, sin efectos especiales ni cosas así. Lo que más miedo me daba es que se hizo hace un par de años, con lo que han tardado mucho en llevarla a los cines y que parece que la llevaron a un único festival, que suena como a fiasco de GafaPasta. A pesar de ello y por no tener otras opciones, fui a ver Nine Days, que parece que no tiene fecha de estreno en España, aunque sí título, truscoluña no es nación.

Un julay labura de cazatalentos de almas para enviar a la tierra o algo así, ciertamente sin chimpún.

Tenemos que en un lugar raro y como vacío, hay una keli en la que está un pavo que resulta que trabaja seleccionando entre un grupo de almas, aquella que será enviada a la Tierra para habitar un nuevo cuerpo, mientras las otras como que se desvanecen y no se sabe que pasa con ellos. Para elegir, se pega nueve días haciéndoles pruebas durante los que va descartando almas. También espía las almas que mandó a la Tierra y las graba en cintas VHS, viejunas, aunque no se sabe muy bien por qué coño lo hace. Al parecer, hay más julays como él haciendo selección.

La idea es fascinante y esto se presentaba como algo muy interesante y que seguramente nos llevaría por caminos filosóficos mucho más avanzados que esos en los que yo me muevo y que establecieron las revistas Pronto, Diez Minutos y Lecturas. Al final no es así, la historia se enfanga muy pronto, sobre todo por la obsesión del protagonista, Winston Duke, con una de sus almas en la Tierra, que decide suicidarse estampándose contra un árbol. La historia esa no aporta nada, no interesa y mucho menos me interesaba su trauma por haber elegido un alma que quizás no era la correcta. De la selección nos quedamos con ganas porque como pierden tanto tiempo con las movidas del capullo ese, al final la selección solo pilla los retazos de tiempo en los que no está traumatizando a los espectadores. La película dura dos horas que se siente como tres y le sobra perfectamente media hora y mucho menos tiempo al protagonista o a la suicida. Esto es uno de esos experimentos que promete mucho pero que se desinfla más rápido que un peo de vegetariano.

Si eres un miembro del Clan de los Orcos, esto jamás estará a tu alcance así que no te preocupes. Si eres un sub-intelectual con GafaPasta, espero que no te engañen como a mí. Mediocridad cinematográfica.


2 respuestas a “Nine Days”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.