La semana pasada en Distorsiones


En la semana en la que llegó el infierno a los Países Bajos y estamos con temperaturas de asfalto tan altas que se puede fundir, que aquí se usa un asfalto muy diferente al de los países sureños y pensado más bien para que no se hiele y claro, helarse no se helará, pero cuando le jincas sol a tutiplén, se derrite como un cubito de hielo en las calderas del infierno y de eso se habló en El preludio del infierno y gracias a Dios que nos podemos refrescar viendo el fabuloso vídeo de la Primera inmersión en Tufia, quinta parte, antes de seguir en el infierno con La coña esa de la bomba

En Bangkok, vimos Las pezuñas del Buda reclinado de Wat Pho y El trasero del Buda reclinado de Wat Pho y después salimos a la calle para ver el Phra Maha Chedi Si Rajakarn y terminamos con Los 1000 Budas del Wat Pho.

Tenemos una nueva Bicicleta, una absolutamente impactante e increíble RAD Power bike with Carla Cargo trailer que ya he añadido al Álbum de fotos de bicicletas.

Durante la semana hablé de una fantástica comedia que encajo en la categoría de Series TV, Hacks y fui al Cine a ver cinco pelis, aunque dos de esas visitas fue para disfrutar con la majestuosa y maravillosa Top Gun: Maverick, que por desgracia solo he podido ir a ver VEINTIDÓS veces desde que se estrenó, en IMAX, 4DX, Dolby Atmos y mayormente en digital y tal y tal. Por aquí comenté cuatro, comenzando con la mierda neerlandesa de Zwanger & Co, seguimos con el fantástico documental Fire of Love, tropezamos en la puta mielda del copón danesa-holandesa de Gæsterne – Speak No Evil y acabamos con la entretenida película francesa En corps – Encore. La sequía veraniega ha llegado a mi reserva de pelis, que está en la actualidad en tres, con lo que si no hay estrenos nuevos durante la semana, se secará completamente el fin de semana que viene.

La comida que salió de la infernal cocina de mi keli fue:

Y así transcurrió la semana.


2 respuestas a “La semana pasada en Distorsiones”

  1. Yo hoy al mediodía me comería el pollo al curry verde, no por nada, si no por la pinta de fresquito que tiene…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.